Colombia rechaza acuerdo de paz con las FARC

// Por: Sara Araujo

Dom 2 octubre, 2016

El día de hoy, con un resultado del 50.24% de votos en contra, Colombia ha rechazado el acuerdo de paz con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, mejor conocidas como las FARC. El trato fue firmado la semana pasada por el presidente colombiano, Juan Manuel Santos y Timoleón Jiménez, líder del grupo revolucionario. Sin embargo, éste requería de una ratificación de parte de los colombianos, para que pudiera entrar en vigor.

Dentro de lo que vale la pena mencionar de dicho tratado, el grupo rebelde de las FARC había acordado un cese a la guerrilla, después de 52 años de continuo conflicto. Sin embargo, parte de la búsqueda por un acuerdo de paz, incluye, de alguna forma, el anexo de un grupo representative de las FARC, dentro del sistema politico de Colombia.

farc_%22

¿Por qué estar a favor o en contra de este grupo revolucionario?

El problema principal con esta situación tan delicada en Colombia, es la falta de comuniación e información entre los diversos grupos socioeconómicos del país. Siendo que el acuerdo de paz implica contar con guerrilleros que han hecho daños serios a tantos colombianos, es evidente que el país se encuentre con opiniones contrarias. Incluir a las FARC de forma representativa  en el sistema polítco, podría conllevar a un menor daño directo a todos estos civiles, que han sufrido todos estos años. Pero, dicha solución no es la más adecuada según algunos de los sectores del país; todos estos guerrilleros, además de causar tanto daño, no cumplirían con su condenas en prisión. De nuevo, por falta de información.

farc_1

Otro aspecto importante que podría resolverse con el tratado de paz, además del cese al fuego, es el terrible peligro de la cantidad de minas terrestres que se encuentran en Colombia (misma que, posiblemente supera las fronteras entre ambas Coreas, o aquellas existentes en Sierra Leona o Angola). Sin duda alguna, el voto a favor podría traer cambios positivos al país, pero los colombianos rechazaron la oferta.

El ‘NO’ a los tratados con las FARC, en breve, implica que el pueblo no ratificó la paz con este grupo guerrillero, decisión que nadie se esperaba. Y no sólo esto; siendo que el tratado ya había sido firmado, el gobierno de Colombia no cuenta con un ‘plan B’, es decir, no existen como tal medidas a corto plazo para este contexto en particular.

Los dejamos con unas palabras del presidente de Colombia, tras haber firmado el tratado de paz con las FARC:

“No más jóvenes sacrificados, no más jóvenes muertos, no más jóvenes mutilados por una guerra absurda.” (Juan Manuel Santos, 2016)