Japandroids – “Near to the Wild Heart of Life” #WARPReviews

Calificación

7.5

Japandroids

ANTI-

// Por: Victor G. García

Jue 26 enero, 2017

Artista: Japandroids

//Por: Victor G. García (@M0N0T0NO)

Si hay algo que define la música de Japandroids es que tiene la capacidad de provocar unas inevitables ganas de gritarlas a todo volumen. Si estuviera manejando mientras escucho Sovereignty y de repente me chocaran, diera cinco vueltas y terminara estampado en un poste con un pulmón perforado, en ningún momento dejaría de cantar It’s raining / in Vancouver / But I don’t give a fuck / Because I’m far from home tonight. Así de entusiasmantes pueden ser las melodías de este dúo canadiense.

Este carácter antémico que emana de sus canciones se repite en su nuevo LP, Near to the Wild Heart of Life, desde la primera canción homónima que abre el disco, al igual que en otros cortes como Midnight to Morning y In a Body Like a Grave. Por su parte, North East South West hace gala de la influencia que tienen de Bruce Springsteen y otros músicos americanos que también saben algo sobre los himnos de la clase obrera.

En True Love and a Free Life of Free Will, Brian King deja entrever algunas de sus reflexiones en torno a sus estadías en México; Arc of Bar incorpora instrumentaciones electrónicas más bailables; mientras que No Known Drink Or Drug recuerda a las raíces punk de la banda.

Near to the Wild Heart of Life se presenta como una alternativa más alegre si la comparamos con
sus esfuerzos anteriores. Las melodías tienen un carácter más feliz, al igual que algunas de las temáticas líricas, mientras que los ganchos son más pop. Por su parte, la producción es más pulida y las texturas son más discernibles.

No obstante, debido a lo anterior –y a excepción de I’m Sorry (For Not Finding You Sooner)– su música ahora es menos ruidosa, menos lo-fi, una de las características que más me atraían de la banda. Aun así, Japandroids logra llevar sus pequeños himnos punk hacia un nuevo nivel de magnetismo. Tal vez hayan ido perdiendo algo de su crudeza visceral en el camino, pero al menos ahora saben canalizar esa energía.

Print