“Miljillo” – Luisa Almaguer #BandsYouNeedToKnow

Calificación

8.5

// Por:

Jue 3 Noviembre, 2016

//Por: Oscar Adame

Valiendo P*to con Luisa Almaguer

Todos lo hemos experimentado por lo menos una vez en nuestras vidas; el levantarte un día con el corazón completamente destrozado, carcomiéndose en nuestro pecho, cortando nuestra respiración e invadiendo nuestra mente de deseos que bajo cualquier otra situación no aparecerían.

Cuando sucede, a mí personalmente, no me queda más que la fuerza para tomar posición fetal, enrollarme en las sábanas y empezar a maldecir en mi cabeza. Para fortuna de la humanidad, no todas las personas reaccionan como yo.

Hay algunas cuantas que logran hacer de estas experiencias de “no correspondencia, algo súper culero” según las describe Luisa Almaguer, unas que amplían su creatividad y que alimentan sus ansias por crear. Lo que Neil Gaiman aplaudiría ante su discurso “Make Good Art”.

Ahí tenemos al último disco de Radiohead, dirigido a la ex-esposa de Thom Yorke; la belleza del Vulnicura de Björk; el legendario Sea Change de Beck; a la gran orquestación del Songs About Love de The Divine Comedy y a las texturas frías del Ghost Stories de Coldplay, sólo por mencionar algunos ejemplos recientes.

almaguer2

Luisa se acaba de unir a esa lista de creativos que, bajo el frío de una alma en busca de compañía, logra lanzar un trabajo frágil y sincero empujado por el impulso que puede crear las ganas de despecho con su primer Ep solista: Milijillo.

Así pues, dentro de su casa rodeada de regalos y de luces llenas de color,  Luisa decidió sacar todos sus teclados y empezar a dirigir cientos de letras crudas y violentas a sus pasadas experiencias. Un trabajo poético lleno de arrepentimientos y pensamientos de odio que destilan a la pulsión de muerte de Luisa, la cual por cierto fue hermosamente retratada en la serie fotográfica hecha para acompañar al disco realizada por Andrea Villalón.

El trabajo, que cuenta con una esencia experimental similar al de propuestas crudas como las de Xiu Xiu o Swans, está construido sobre loops hipnotizantes y guitarras con fuertes distorsiones. Pero es la voz de Almaguer, atractiva y nasal, la que se lleva toda la atención y es con sus letras en donde su genio es más que evidente. Frases tan interesantes que se pueden escuchar desde la primera canción del Ep, ‘Me Hizo Un Barco’, una descripción simbólica del cómo el chico la dobló en forma de un barco de papel y la envió al mar sola,  que van desde martirios personales: “se me caía la piel del llanto a pedazos como latigazos”; a declaraciones directas y autodestructivas: “tu virginidad me recuerda a mí y me golpea”.

almaguer1

‘Al Tiro’ y ‘Bonito’ tienen como base a una caja de ritmos tranquila que acompaña a las lamentaciones de Luisa. Mientras que en ‘Valiendo Pito’, Almaguer declara que sus erecciones a partir de su separación ahora son mucho más fuertes y sensuales, el chico ya no merece sus lágrimas derramadas, pues en realidad él no era nada.

‘Dejarte’ y ‘Arena’ son piezas verdaderamente aterrorizantes en donde Luisa canta lo más parecido posible a un fantasma.

No era ningún secreto para los seguidores de la industria musical independiente del centro del país el talento que se guardaba Luisa, hace un año lanzó un Ep muy interesante junto al chico al cual va dirigido este último trabajo en su dúo llamado Lowboy, pero es con ‘Milijillo’ en donde Almaguer ya se coloca como uno de los artistas mexicanos a seguir.