Random Access Memories

Calificación

10

Daft Punk (por Luis Balcarce de Banda de Turistas)

Columbia Records

// Por: Luis Balcarce de Banda de Turistas

Sab 18 mayo, 2013

Artista: Daft Punk (por Luis Balcarce de Banda de Turistas)

‘The Sound of the Future’ es un sintetizador entrelazándose con la música tocada por instrumentos de tracción a sangre (guitarra, bajo, batería, vientos). Las ondas de audio del instrumento creado en el siglo XX que se generan a base de electricidad, posibilitó la aparición de sonidos que parecieran viajar por otro plano. Así suena la idea de un futuro auspicioso y a eso se refiere con música y palabras en los primeros momentos del álbum Giovanni Giorgio Moroder. Uno de los íconos de fines de los 70 que renace en este disco contando su conmovedora historia con la música relatada en primera persona, formando parte ahora de una nueva página del pop mundial. Es que Daft Punk lo hizo una vez más alineándose con un seleccionado de músicos de primera. De Moroder y Nile Rodgers a Pharell Williams y Chilly Gonzales entre otros invitados, el dúo diseña música que rompe con esquemas aunque esté configurada bajo profundos y antiguos parámetros universales; inmutables leyes que conocen y aplican cómo dioses crean mundos. Como lo hacían los compositores de música clásica en tiempos pasados.

La música es una sucesión de estados emocionales y hay una cierta matemática que aplicada con alto criterio puede desafiar infinitas veces lo que consideramos correcto. Ahí es donde reside el asombro, la luz, la euforia y la gracia que provoca escuchar algo de estas características.

Trabajando los sonidos desde su esencia, asemejándolos con los estados de gloria o melancolía humana. Acompañando en armonía el pulso de nuestro corazón. Subiendo y bajando. El dúo de robots humanos nos duplican y nos excitan. Nos dividen y nos relegan a la paz y a la contemplación de nuestra propia memoria. Ahí donde guardamos los recuerdos de lo que fuimos y seremos.

Así es que entre el sonido del futuro y el sonido del alma tenemos a otro pilar sosteniendo esta realidad fantástica. Es Nile Rodgers que esculpe guitarras negras de alta sofisticación envolvente. Entrando y saliendo durante los 74 minutos que dura el álbum, como lo ha hecho a lo largo de la historia de la música pop reciente, siendo invitado y co-compositor en himnos-hits junto a Duran Duran, Madonna o David Bowie. O al frente de Chic, su banda de superclásicos disco de todos los tiempos. Así es como siendo socio creativo en “Random Access Memories” introduce al baile y multiplica las vibraciones de nuestro cuerpo haciéndolo más leve: elevado. Basta bailar y comprobarlo. ‘Move Yourself to Dance” cantan, y es una consigna universal, una situación ideal para encontrarse con uno mismo y los demás. Sucede hace siglos. Data de todas las épocas que sabemos. “Si todos bailan, baile. Si todos cantan, cante” reza una sabiduría mundana por ahí.

Y en el caos divino que es este disco, de pronto puede irrumpir un fugaz pasaje de sintetizadores solitarios. De nuevo el futuro se nos asoma, ahora oscilando en opuestos iguales. Es que los dos franceses conocen las 7 leyes de la creación del universo y lo aplican a su música bajándolo a nuestro plano. Lo insinúan con sonidos y lo dicen con palabras “Be your dreams, be your life”. “Sé tus sueños, sé tu vida”, una relectura del axioma hermético fundamental “El universo es mental. El Todo es mente”. Somos lo que pensamos con nuestras mentes y lo que hacemos a partir de eso. “Despertar” no es un objetivo ingenuo o un slogan pseudo-espiritual. Es algo hacia lo que deberíamos ir. O esa reflexión me provocan y la comparto acá con ustedes amigos…

Ante las aparentes inconsistencias del mundo moderno, Daft Punk contribuye con una obra para hacerlo mejor. Ahí queda al descubierto para lo que realmente vale el arte. Para inundar lo ordinario y hacerlo brillar. Todo está dentro nuestro, sólo debemos recordarlo. ¿O acaso “Random Access Memories” no es eso y al mismo tiempo la sigla RAM que define la memoria operativa que utilizan las computadoras para trabajar?

Por eso siento que estamos ante una obra de lejano alcance. Por su calidad interpretativa, gracias al seleccionado de músicos de alta escuela. Su dinámica, por sonar real y acentuando la importancia del groove y la tocada fina ante la imposición de artilugios chapuceros de la electrónica contemporánea. Por su energía movilizadora apta para todo ámbito. Y también por su mensaje franco, que afortunadamente cuenta con viento a favor y aceptación de la gente. ¿Han notado el suceso previo a la salida de álbum?. Es que los Daft Punk “aurifican lo cotidiano”, porque por sobre todas las cosas son un grupo Pop. Lo notable es que nunca pierden altura o se corren del centro, como le sucede al grueso de los artistas en algún momento de su carrera.

No he leído las críticas del álbum. No soy adepto a hacerlo, pero esta vez intuyo un gran consenso. Algo de carácter “beatlesco”. Porque tienen una postura muy inspiradora y dejan poco al azar. Desde el mismo momento que deciden ser conocidos únicamente por su música  ¿Acaso conocemos mucho acerca de las caras que hay detrás de esos cascos tecnológicos? ¿Sus vidas privadas?. Es que tienen una gran capacidad para poner luz sobre lo importante. Eso es admirable.

¿Se pueden dejar de lado las formas vanidosas o sugestiones de nuestro tiempo y sin embargo alcanzar la cima? Sí, es posible. A través del arte entendido de la manera en que ellos lo hacen. Para nosotros los que estamos en la música éste debería ser un ejemplo a seguir. Siempre. Incluso cuando acertemos o fallemos en el intento. De eso se trata.