#RAM de Daft Punk

// Por: Staff

Sab 18 Mayo, 2013

Mucho se ha dicho acerca de “Random Access Memories”, el nuevo disco de estudio de la dupla electrónica francesa, Daft Punk, a partir de que hace unos días, decidieran poner el disco a consideración de sus seguidores (el que escribe incluído) en streaming vía iTunes, a unos cuantos días del estreno oficial mundial, pactado para tenerlo a la venta, el próximo 21 de mayo.
El tema es que a veces con la música, como en la religión, la política y el fútbol, todos nos hacemos los expertos y nunca nos ponemos de acuerdo. A muchos les pareció que el disco se quedó corto para sus expectativas, otros argumentan que Guy-Manuel de Homem-Cristo y Thomas Bangalter, han tenido mejores momentos y de plano hay varios que se han atrevido a decir que el disco suena viejo y pretencioso. No podría estar más en contra de estas aseveraciones.
Para los que esperaban que Daft Punk iba a dar una clase del tan de moda EDM (Electronic Dance Music), les recuerdo que esa ya la dieron en 1997 con el maravilloso disco debut “Homework” que ha sido influencia clara para varios de los sonidos actuales y de proyectos tan populares en la actualidad como Justice, que claramente mamaron el sonido de los que en aquel entonces aún eran seres humanos y no robots. Para los que dicen que el disco es muy pop, les recuerdo que su canción más pop en la historia, no se llama ‘Get Lucky’, sino ‘One More Time’ (del disco “Discovery” de 2001), que por cierto, también es una clara referencia de sonidos actuales del mainstream. Y para los que dicen que se alejaron de la experimentación a partir de su sonido original, me permito citar el “Human After All” de 2005, además de los dos discos en vivo (“Alive 1997” y “Alive 2007”) y por supuesto el soundtrack de “Tron:Legacy”, además de sus propios proyectos audiovisuales siempre sonorizados épicamente.
#RAM es una de las mejores producciones que escucharemos este año, por mucho. No solo por sus colaboraciones donde figuran leyendas de varias eras en la producción de hits dance como Giorgio Moroder o Pharrell Williams, ni por su excelente sonido que otra vez parece que nos va contando una historia a lo largo del disco, sino porque otra vez Daft Punk nos cambió las reglas del juego y nos recordó que no tienen nada que demostrarle a nadie, ni mucho menos a los que olvidan, que los dos tipos detrás de los robots, siempre han hecho y harán lo que les venga en gana… para nuestra fortuna.