Sesiones de electrónica con Novation en Discos Mono

// Por: Staff

Lun 14 diciembre, 2015

Fotos por: Leonardo Luna

Por: Gisela Pérez de Acha

Discos Mono: una pequeña y exclusiva tienda de vinilos en la Colonia Roma. El nombre viene de “monofónico”, pero en realidad el que guía y recibe a la gente es un enorme gorila con ojos azul y rojo pintado en la pared.

En este lugar rodeado de música, Ensamble –un colectivo de música y tecnología de la Ciudad de México- preparó un showcase único, íntimo y particular de la mano con Novation. Este colectivo se creo en 2011 y desde entonces no ha dejado de sorprendernos con los mejores y más innovadores eventos que puede haber hoy. Los artistas de Ensamble viven día con día en una estrecha relación que vincula a la tecnología con las más vanguardistas exploraciones sonoras. El pretexto de esta vez fue el lanzamiento de Circuit, la nueva Groovebox de Novation. Y fue así como cuatro miembros del roster de Ensamble nos deleitaron son sus sonidos: Jiony, Paperworks, Shiro Schwarz y Ar-p.

La sesión dio inicio con Jiony, un productor que se caracteriza por crear atmósferas de sonido templado, con matices de funk y un carácter orgánico. En su música los bajos acentuados juegan un papel protagónico y para obtener esos sonidos graves robustos, líquidos y naturales, Jiony emplea Bass Station, un sintetizador análogo monofónico que se ha convertido en un clásico dedicado a recrear exclusivamente los sonidos de bajo. Jiony nos compartió un pasaje musical completamente evocativo, arquitecturas musicales que se erguidas a su propio ritmo que nos aíslan por un momento del frenesí cotidiano ofreciéndonos un verdadero oasis sonoro lleno de luz.

El turno siguió para Shiro Schwarz, el dúo especializado en la recuperación de las atmósferas vintages del synth pop análogo más funky, crujiente y bailable de la primer mitad de los ochenta. Esas canciones crujientes color neón llenas de soul con sabor un tanto urbano cargadas de sudor y movimiento. En las presentaciones de Pamela y Rafael lo visual juega un papel crucial, y comienza a desbordarse desde sus atuendos hasta la pantalla. Pam se encarga de llenarla con visuales programados en tiempo real. Ambos saben perfecto a lo que se dedican: sacarle jugo a los controladores para trascender el plano sonoro. Esta vez en Discos Mono, Rafa coordinó un jam entre la nueva groovebox Circuit y Ultranova -el sintetizador más complejo de Novation que le permitió incluso jugar con su voz- mientras que Pam ponía a tiempo el plano visual.

Paperworks nos masajeó el cerebro y los oídos con una breve pero concisa exposición de música sincopada y armada a manera de rompecabezas de breaks, como quien juega con un cubo Rubick queriendo actualizar de manera súbita y sin previo aviso la historia de la música más cerebral. Para el armado en tiempo real de sus complejas estructuras polirrítmicas, Paperworks usó el clásico Launchpad y lo utilizó hábilmente como un niño superdotado que juega con destreza contra reloj.

Para cerrar la noche, A-rp sacudió los cimientos de Discos Mono con su mezcla personalizada de sonidos technoides que toman por asalto el banco de la música industrial. Lo suyo es un choque frontal entre la música bailable más sucia en cuatro cuartos y el martilleo metálico de lo que se produce en el laboratorio de pruebas, música fantasmagórica y altamente cadenciosa que retoma la fricción del metal al tiempo que chorrea aceite y fluidos cáusticos y corrosivos. Para su set up A-rp utiliza guitarras eléctricas procesada y voz, poniendo en cadena una LaunchPad, Launch Contro XL y la poderosa tarjeta de audio Claret de Focusrite.

Algo quedó muy claro después de esta noche: cuando la tecnología dejar de un obstáculo, la creación musical no tiene límites creativos. Hay que quedar pendientes de lo que el colectivo de Ensamble nos siga presentando.