Entrevista a Los Waldners: conversando con los suyos

// Por: WARPcr

Lun 17 febrero, 2014

María José Camacho para WARP

Cantarle a los suyos, conversar con ellos, es la misión que definen Los Waldners con su primer LP titulado “Eclipse total del corazón”. Este material se presentó el viernes 14 de febrero en un concierto gratuito en Área City, el cual también aprovecharon para hacer consciencia sobre la violencia de género.

El disco se grabó en su mayoría en una cabaña de montaña en Alajuela en setiembre 2012 y luego en distintas locaciones durante 2013. El trabajo se retomó en julio pasado para mezclarlo de la mano del productor nacional Mario Miranda, conocido por su faceta como DJ, productor y por ser miembro del grupo de pop electrónico Patterns.

Portada Eclipse total del corazón  Los Waldners

Para conversar sobre este nuevo disco, el trabajo que conllevó y el tema que encierra, me reuní con Luis Carballo (vocalista y guitarrista), Daniel Ortuño (guitarrista) y Tavo Quirós (bajista); ellos y Andrea San Gil (batería, percusión, coros) son Los Waldners. Este texto es un extracto reordenado de la conversación.

Nos topamos en un café de San Pedro frente a unos frescos de sandía. Daniel me cuenta que pasó la mañana haciendo unos artes y le pregunto que si son del disco. Asiente con seriedad. Le pregunto que si el LP ya tiene nombre y vuelve a ver a su derecha, a Luis. Me dicen que sí. ¿Podemos saberlo? “Sí”. No se deciden quién va a hacerlo. Tavo pide ser él quien lo diga, dice que nunca lo ha contado a nadie.

Tavo: Se va llamar [aclara la garganta] ¿Era “…del corazón”, verdad? [Luis y Daniel asienten]. Se llama: “Eclipse total del corazón”.

¿Como la canción? ¿Como “Érase una vez una historia feliz…”?

Tavo: Es que la canción en español se llama ‘Eclipse Total del Amor’; en inglés es ‘Total Eclipse of the Heart’.

¿Entonces sí es referencia a esa pieza? ¿Cómo decidieron ese nombre?

Daniel: Fui yo el de la idea. Estaba oyendo radio y sonó esa pieza… Despuesito sonó un grupo que se llama The Beta Band y resulta que tienen una canción que hace como una referencia a la letra de esa pieza y entonces me caló en ese momento; creo que es un buen título para [explicar] todo el mood del disco.

Recuerdo que ustedes tenían en soundcloud un demo que se llamaba ‘Dresses’, que me imagino es lo que se convirtió en lo que ahora es el primer sencillo, ‘Ella Usaba Vestidos’

Luis: No, no es la misma pieza. Ambas tenían referencias constantes a los vestidos, pero no es la misma.

Tenían más demos en soundcloud, ¿cómo fue el proceso de maduración de las piezas?

Luis: Primero decidimos cantar en español y empezamos de cero. Y con el tiempo decidimos incorporar algunas de las que ya teníamos.

Tavo: ¿’Horacio’ y ‘La Moto’, verdad?

Luis: Sí, ‘La Moto’ tiene un pasado, por ahí. Tomamos algo de lo que ya teníamos, pero solo unas partes.

Daniel: Sí, había un setlist entero que se desechó.

¿Y eso lo decidieron de la mano del cambio a cantar en español?

Luis: Sí.

¿Qué comodidades y dificultades encontraron en ese cambio?

Luis: Como dificultad, es que yo nunca había escrito en español. Fue una cuestión de insistencia de Dani y yo me sentí cómodo y como pros… Di hay muchas como libertades que no tiene el inglés. Por más buen inglés que uno tenga, si uno no nace en un país de habla inglesa empieza a hacer un copy-paste de cómo se habla. Inclusive cuando usted aprenda las frases [de inglés] en la escuela, usted aprende composiciones completas, frases ya hechas. En español no, aprendimos frases, palabras sueltas, significados de una manera peculiar, que nos da libertades, cuando en inglés uno tiene cierta pauta. En español si quiero escribir algo mal tengo esa libertad, porque tengo la confianza de qué sucede plenamente. También está el ride de que uno depende siempre del aplauso ajeno cuando uno canta en otro idioma.

“Además, en español –que es un idioma muchísimo más rico para uno que el inglés– si vos hubieras nacido en Guanacaste o Puntarenas hablarías de forma muy distinta a alguien de Cartago. Uno no es mejor que otro, pero tiene sus particularidades, por la educación que se recibe, por lo que se oye en la familia, entonces eso le da un toque de originalidad, algo particular de como hablás, de cómo te sentís cómodo hablando y de repente las letras reflejan, es la forma en la que nosotros hablamos, y eso es muchísimo más honesto.

¿La mayoría de las piezas son suyas?

Luis: Sí, aunque Andrea hizo la letra de ‘Lo Mismo’; el resto son mías.

Hablemos de los temas de las letras, no de qué tratan ni qué significan para usted, sino que siento una coherencia temática, que hay muchas escenas de cotidianidad dentro de las letras de Los Waldners y me gustaría saber cuál es la intención de esto.

Luis: La manera en la que yo escribo no es nada particular, es como de cualquier cosa. Las analogías no son tan analogías, es como lo que uno le diría a alguien respecto de equis tema. Como usar otro tipo de referencias para explicar lo mismo, nada más que cuando usted la escribe es como si fuera particular, porque no se entiende fuera del contexto cercano. Las frases y referencias a la vida cotidiana son referencias a cosas que lo más seguro pasaron. No necesariamente a mí, pero sí tienen algo que ver, con momentos y circunstancias y no es nada rebuscado. Creo que la gente lo entiende porque puede escuchar una frase en las letras y decir “mae, yo pude haber sido eso”, porque comparte el mismo contexto. Aunque de repente tuvimos un review en donde decían que la letra de ‘Vestidos’ era como enfermiza, que nunca lo voy a entender.

Me llama la atención que hayan trabajado con Mario Miranda siendo que usted [Daniel] tiene una faceta también como productor. ¿Ya lo tenían pensado así, delegar esta parte a alguien más?

Daniel: Sí, desde el principio nos pareció bueno que alguien más lo hiciera. Por un lado porque yo no me dedico a eso exclusivamente, entonces el tiempo es limitado y sabía que me iba a atrasar, probablemente, y también porque después de tanto tiempo de estarlo escuchando uno, se pierde la perspectiva, entonces es mejor a veces que alguien con oídos frescos lo reinterprete.

¿Por qué decidieron trabajar con Mario Miranda? ¿Sintieron afinidad con él?

Tavo: Nos gusta que Mario tiene un sonido muy fresco y logró encontrar bien lo que el grupo le estaba pidiendo y trabajó todo, hizo maravillas porque había varas que no estaban grabadas perfectamente bien y él las agarró y las mezcló y las mejoró, entonces quedamos súper contentos con su trabajo.

Daniel: Mario tiene una afinidad pop ahí que nos interesaba.

¿Sienten que la mano de Mario sumó, o incluso cambió lo que ya tenían pensado?

Daniel: Sí, sí. Él ya tiene su sonido. Yo sé que lo nuestro tal vez es diferente a lo que él está acostumbrado a hacer en el sentido que es como más cercano al rock, pero combinado con la sensibilidad del mae, podría crear un mejor resultado.

Respecto a la salida del disco, con el concierto de presentación decidieron sumarse a la iniciativa One Billin Rising, para manifestarse en contra de la violencia de género. ¿Por qué se sumaron a la iniciativa?

Luis: De las cosas que para mí, para Andrea y para ellos es importante es que no tendemos a tocar cosas políticas en nuestras canciones, no es como el ride, pero no quiere decir que no tenemos cierta sensibilidad con ciertos temas, como la cuestión de género o de preferencia sexual; es algo que de alguna u otra forma incorporamos porque nos sentimos cómodos hablando de eso. De las canciones anteriores, había dos que tocaban directamente el tema, pero se perdieron con el tiempo. Al menos el factor de género lo tenemos como claro, nos interesa y nos identificamos con esta lucha. Andrea fue la que de repente me comentó la iniciativa, que varias organizaciones iban aprovechar ese día para hablar de esto y a todos nos pareció incorporarnos, porque nos parece importante hablar de esto y que es algo cercano a nuestros intereses.

Han tenido recepción positiva de algunos blogs que cubren la escena iberoamericana. ¿Qué les gustaría construir a partir de esto a mediano o largo plazo?

Daniel: Ahora hay tantas ventanas en el mismo internet a las que se puede acceder sin esfuerzo y de manera gratuita que es como tontera no tomarse el chance de enviar algo. Internet tiene cierta trampa porque todo es libre, pero no quiere decir que porque usted cuelgue un .mp3 un día, automáticamente será merecedor de un público receptivo.

Luis: Otra trampa es asumir que es un éxito que alguien la haya escuchado y que esa persona esté en Europa o alguna cosa así. Que alguien lo haya escuchado allá es tuanis y cuando hacen reviews notan cosas que tal vez para nosotros era importante pero que desde aquí, desde nuestro contexto tal vez es más complicado notarlo. Como que de repente en una entrevista hicieron ciertas acotaciones de que la banda tenía un sonido similar a cierta cosa…

¿Sonido Donosti?*

Luis: …[asiente] que para Daniel fue algo muy importante. [En las reseñas notaron] ciertas cosas sobre las letras, ciertas cosas que pudieron haber hablado de lo pop que es y esto también nos parece bastante tuanis (…) al fin y al cabo no se puede asumir éxito porque no es tanta gente [la que ha escuchado la banda]; es como que a usted lo escucharan diez personas de todos los países del mundo, serían un montón de países pero no quiere decir que usted va a tocar a cada país a tocar para diez personas; pero a uno lo hace sentir más tuanis que lo haya escuchado más gente de sean de diferentes lados, que solo los cercanos, aunque nosotros al fin y al cabo seguimos tocando para los cercanos.

*El Sonido Donosti se refiere a un movimiento o fenómeno musical sucedido en España en los noventas. Se trataba de algunas bandas que en contraposición a la gran cantidad de bandas tratando de tocar grunge o rock en inglés, decidieron cantar en español y hacer música con un sonido más suave que trataba temas cotidianos. Más especulación al respecto en Wikipedia.

Texto: Carlos Soto
Fotografía: María José Camacho para WARP