Fallece Alan Vega, fundador del dúo protopunk Suicide, a los 78 años de edad

// Por: Natalia Montes

Sab 16 julio, 2016

alanAlan Vega, fundador al lado de Martin Rev del duo de protopunk electrónico Suicide, falleció esta noche a sus 78 años de edad. La noticia fue confirmada en la página oficial de Henry Rollins, en la que publicó un comunicado especial aprobado por su familia, y donde anunció que su programa de radio de mañana será dedicado a este prolífico artista.

Vega está considerado como uno de los reyes de la escena musical underground de Nueva York y un artista que jamás dejó de innovar y de ejecutar sus ideas, por más “locas” que parecieran. Antes de dedicarse a la música se dedicaba a hacer pinturas y esculturas de luz a base de restos electrónicos. En 1969 vio un show de Iggy & the Stooges que fue como una epifanía para él, y cuando conoció a Martin Reverby, comenzaron a experimentar con la música y fundaron Suicide.

Con más de 20 álbumes en su carrera, tanto con Suicide como con varios otros colaboradores en su faceta como solista, Alan se despide de este plano para dejarnos con una gran colección de obras e ideas que transgreden con la normalidad. El último álbum que lanzó fue Sniper (2009) al lado de Marc Hurtado, quien también realizó un documental acerca de Suicide titulado Infinite Dreamers.

A continuación, dejamos el comunicado que fue publicado en el sitio de Rollins, traducido al español:

“Con una profunda tristeza e impotencia que solo una noticia como esta puede provocar, lamentamos informarles que el gran artista y fuerza creativa, Alan Vega, ha fallecido.

Alan murió pacíficamente mientras dormía en la noche del 16 de julio. Tenía 78 años de edad.

Alan no solamente era implacablemente creativo al escribir música y pinatar hasta el final, también era sorprendentemente único. Junto con Martin rev, al inicio de la década de 1970, creó la banda avant de dos personas conocida como Suicide. Casi inmediatamente, su increíble e inclasificable música iba a contrapelo de todo. Sus confrontancionales presentaciones en vivo, años luz antes que el punk rock, son material legendario. Su álbum debut homónimo es uno de los más logros más desafiantes y notorios de la música Americana.

Alan Vega era el artista por excelencia en cualquier nivel imaginable. Su vida entera estuvo devota a sacar lo que su visión le comandara.

Uno de los aspectos más grandiosos de Alan Vega era su inquebrantable adherencia hacia las demandas de su arte. El solo hizo lo que quiso. En otras palabras, el vivía para crear. Después de décadas de constante emisión, el mundo aparentemente entendió al Alan y fue reconocido como un individuo el individuo que rompió los esquemas desde el inicio.

La vida de Alan es una lección de lo que realmente significa vivir para el arte. El trabajo, la increíble cantidad de tiempo que requiere, el coraje de seguir viéndolo y la fuerza de poder llevarlo hacia delante – eso era Alan Vega.  

Alan sobrevivirá gracias a su increíble familia, su esposa Liz y su hijo Dante. Su increíble trabajo, el cual abarca cinco décadas, se quedará con nosotros por siempre.”