Hawaiian Gremlins dan adelanto de su primer disco de estudio

// Por: Oscar Adame

Mie 21 Junio, 2017

¿Quién no recuerda la primera vez que escuchó a los Hawaiian Gremlins? La agrupación conformada por Elías Arauz, Santiago Padilla y Francisco Sánchez fue, hace ya unos cuatro años, una de las propuestas más prometedoras del under nacional.

Su combinación de guitarras surf, pegajosas y optimista, con fondos llenos de lineas de bajo retomadas de las agrupaciones de post-punk más deprimentes y de voces enmascaradas dentro de efectos absurdos; le otorgaron al trío un sonido particular, el cual había sido muy bien recibido por los medios de todo el país y por el público más joven de la ciudad.

Se lanzaron dos EP’s bajo ese esquema, Tennage Ways (2013) y Girls (2014), antes de que el grupo se desesperara un poco con su sonido y se refugiara creativamente en proyectos externos con una intención más experimental. Paco retomó Klaus y lanzó un EP que combinaba elementos del nu-gaze con folk tipo Nick Drake o Elliott Smith, mientras que Elías se creó a Kabul’s Regime y experimentó con ondas más relacionadas con krautrock y drone. Ambos fueron exitosos, a su manera, pero era de esperarse que regresaran a H.G. para hacer algo que tuviera un impacto mayor en el circuito.

El año pasado se dio un cambio radical en su imagen y sonido pues aunque La Unión logró mantener las icónicas guitarras, el fondo se volvió uno mucho más denso, lleno de elementos electrónicos y de barridos de guitarra emocionantes. La base rítmica, proporcionada por Judas el Desgraciado, le dio un tono mucho más serio y la voz, de una chica llamada María, le otorgó a los Hawaiian un aura gótica que la agrupación había estado manteniendo muy al fondo de su propuesta, bajo esas camisas hawaiianas y estética vaporwave.

Ahora se estrena Little Bird, el primer sencillo del que será el primer álbum de larga duración de los Hawaiian Gremlins, que sigue con el desarrollo creativo y de identidad de la banda. La voz de Elías suena con reminiscencias a lo realizado por los hermanos Reid en Darklands, las guitarras de Paco se alargan como elementos shoegazeros y la base rítmica, fría, va por el mismo estilo.

Así que disfruta del video dirigido por los chicos de Somos/Simios y juzga tú mismo