‘Injus’, nuevo video de Camilo Vega con Torreblanca. Más entrevista

// Por: Paco Sierra

Lun 3 agosto, 2015

Por Daniela Martínez
@dann093

Injusticia, corrupción, impunidad, crueldad, abuso de poder, imparcialidad, violencia, miedo, inseguridad, intolerancia, opresión… El inicio de una larga lista de palabras que persiguen una a la otra, que más que palabras son situaciones que vivimos día a día y que sofocan a la mayor parte de la sociedad de América Latina. Miedo a salir a las calles, miedo a aquel que te encuentras en la calle, miedo a los granaderos, indiferencia a las causas sociales. Vivimos en una sociedad donde lo más sencillo es otorgar a la gente sin hogar el adjetivo “de la calle”, donde cerrar los ojos a una realidad sofocante es la única respuesta que muchos podemos encontrar. Nos hemos convertido en una sociedad llena de heridas y dolor. Sí, una sociedad que jamás olvida, pero que tampoco genera cambios.

¿Qué fue de los pueblos guerreros que fundaron estas tierras? ¿Qué fue del fuego que sentíamos en nuestro corazón al luchar por lo que era correcto? Se apagó, se olvidó detrás de una máscara de no creernos lo suficientemente valiosos o valientes. Nietzsche dijo: “Tenemos el arte para no morir de la verdad”, y es que a veces las palabras no son suficientes para decir lo que nuestra alma grita; hay momentos en que la única manera de expresar lo que sentimos es a través del arte, de pintura, literatura o como en este caso: música.

Platicamos con Camilo Vega, sociólogo, cantautor y activista peruano quien busca generar un cambio y una conciencia social a través de su música; actualmente, presenta una colaboración realizada con Juan Manuel de la banda Torreblanca de la canción ‘Injus’. La canción habla de las injusticias vividas en Perú y con la que el resto de América Latina podría identificarse, habla de corrupción, de la manera en que la justicia se mueve al compás de aquel que tenga mayor poder; habla de aquellos olvidados que pasan sus días tras las rejas esperando a tener una sentencia que… jamás llega. De aquellos que pierden la esperanza, de los “culpables hasta mostrar lo contrario”, mostrando un pedazo de la realidad a través de un cristal musical.

“Mi inspiración nace por documentación y trabajo, por lo que veo cuando estoy trabajando en el terreno; algunas son también por experiencias personales o muy cercanas, trato de tener en claro no sólo lo que yo vivo, sino también lo que es más importante comunicar para la sociedad”. Camilo Vega, un cantautor cuya música es más que solo forma, sino también fondo y conciencia.

¿Cómo nació tu amor por la música?
Siempre fui educado a través de ella, escuchando muchísimos géneros musicales con profesores en casa, luego de la educación escolar fui a la universidad a estudiar sociología, pero nunca dejé de estudiarla en casa. Después de viajar por el Perú y América Latina por trabajo, empezaron a surgir ganas de decir cosas que había que mejorar en la sociedad de Hispanoamérica y ahí es en donde decidí empezar a auto-producirme, gracias a la tecnología. Desde hace unos cinco años aproximadamente vengo en esta carrera de sonorizar mis discursos, van tres discos y creo que el futuro pinta interesante porque todavía hay muchas cosas por decir y muchos mensajes por ser escuchados.

¿De dónde nace la inspiración para los mensajes que das mediante tu música?
Mi inspiración nace por documentación y trabajo, por lo que veo cuando estoy trabajando en el terreno; algunas son también por experiencias personales o muy cercanas, trato de tener en claro no sólo lo que yo vivo, sino también lo que es más importante comunicar para la sociedad y a partir de eso elaboro las canciones, que son un proceso racional y emotivo al mismo tiempo.

¿Cómo es el proceso que sigues al elaborar tus canciones?
Poco a poco he ido afinando un método, que como todo, tiene excepciones, a veces las canciones surgen de un chispazo de inspiración en música y letra, pero normalmente lo que tengo es un listado que va creciendo o reduciéndose de temas que me parecen importantes e interesantes y sobre los que quisiera decir algo, después viene el momento de esperar a que surja la inspiración y nazcan las letras; a la par siempre estoy haciendo música en el estudio o con la guitarra, siempre estoy creando melodías y armonías. Cuando las letras van naciendo y el listado de temas se va llenando también voy encontrando música que las acompaña de buena forma, es así como nace un disco. Creo que la metodología sería esa. Paso uno: listado de temas importantes, interesantes y necesarios, paso dos: esperar que fluyan las letras, paso tres, hacer la unión y engranaje con las armonías y melodías que voy creando; más o menos así se cocinan las canciones, más las excepciones creativas repentinas. Es un proceso retador pero al mismo tiempo entretenido, trato de tocar temas difíciles y volverlos lúdicos a través de la música, la tecnología te ayuda a que sea un proceso fácil y entretenido, el cual puedes empezar solo en casa.

¿Cómo logras plasmar tantos sentimientos y situaciones en letras?
Lo que me sucede es que a veces tengo tanto que decir que el tiempo en una canción me resulta breve, una canción que dure 2.50, 3.00 o máximo 3.40 son canciones que me resultan breves para decir todo lo que quiero decir en un tema en una sola canción, tanto así que me cuesta repetir coros, porque tengo la necesidad de decir más cosas, pero estoy en ese camino de conciliar la estructura tradicional y popular de la música con esta estructura personal medio loca que tengo de sonorizar discursos.

¿Cómo definirías tu música?
Ya que abarco tantos géneros, creo que lo más objetivo que puedo decir es que son discursos sonorizados, no se me ocurre otra cosa.

camilo vega 2¿Esta es tu primera colaboración con Juan Manuel de Torreblanca?
Sí, nos seguíamos previamente en nuestras cuentas de redes sociales y sabíamos del trabajo del otro. Juan Manuel tenía que venir a Perú a grabar con una productora de videoclips llamada Pasaje 18, la cual ha hecho videoclips con Gepe, Esteman, Café Tacvba y conmigo. Él iba a venir a grabar y yo ya tenía pactado con ellos hacer un video, ahí es en donde se les ocurre ofrecernos hacer una colaboración y aceptamos encantados. Fue mucha suerte de ambas partes. Elegimos la canción antes de que viniera por dos motivos: la temática de la letra, que es algo que nos incumbe a muchos y por la voz de Juan Manuel, puesto que calzaba perfecto con la canción.

¿Cómo fue colaborar con Juan Manuel?
Es una persona muy creativa. Hubo dos momentos de colaboración, primero él tenía que grabar una colaboración para Balcony TV Perú y él tocó la canción con un amigo y me invitó a ser parte, por lo que tenemos una versión a dos voces que quedó muy bonita y ya está en internet. Después vino el momento en que él iba al estudio y volvíamos a grabar las voces de esta canción ‘Injus’. Él dirigió en buena medida la voz, y la verdad tiene un gran sentido de tino, de pertinencia, estuvo muy bueno volver a grabar la voz con él y con el apoyo de su dirección, además grabó un poco de piano que no tenía la canción, lo que le dio un matiz muy bueno. Ha sido una gran experiencia, es una gran persona y fortalecimos nuestra amistad. Hace unas semanas nos encontramos en Colombia y me quedo muy contento de cada momento que compartimos.

camilo vega 11¿Qué representa para ti esta canción?
Estoy cansado de que los países del mundo digan que están bien y desarrollándose solo porque están creciendo económicamente. Una cosa es que haya crecimiento económico y otra que haya desarrollo. Uno de los grandes problemas que aún no se pueden enfrentar es el de la justicia, a veces creo que mientras más dinero llega a un país es más difícil alcanzar la justicia, porque sólo el que tiene mucho dinero y poder para ejercer corrupción obtiene el veredicto que desea. Y eso está mal, eso no es justicia. Así que esta canción la escribí con un poco de cólera e impotencia, con ganas de llamarle la atención a todo el mundo porque no es un problema de los políticos ni del que tiene un juicio, es de todos, todos tenemos el derecho a acceder a mecanismos de justicia en tiempos eficientes y que den sentencias justas. Pero eso lastimosamente es un sueño para muchos de nosotros en América Latina.

¿La escribiste por alguna situación en específico?
La canción la escribí después de haber leído varias noticias donde personas que habían cometido horribles delitos salían en libertad por evidente mano de corrupción. Comencé a acumular insatisfacción, cólera e ira, lo que emana de la letra de la canción. Luego seguí documentándome y encontré casos que no eran sobre impunidad sino de personas que sin recibir sentencia siguen en la cárcel, ha habido casos de personas que recibieron sentencia de inocentes y pasaron 17 meses en cárcel. Debes imaginar cómo es, es algo horrible. Y al enterarte de todo esto, necesitas alzar la voz y decir que está mal, sin banderas políticas, viéndolo como algo científico y objetivo: esto está mal. De ahí nace la canción.

¿Cómo definirías justicia?
La justicia es un concepto enorme, pero la administración de justicia es el proceso por el cual se determina la culpabilidad o no culpabilidad y la sentencia correcta o no en función de cada caso donde haya duda moral, esto considerando tiempos justos para el bienestar de la población. Pero si en un país ante una duda moral nadie puede restituir tus derechos, no hay desarrollo. Puedes tener todo el dinero del mundo, pero si la justicia está en manos de otro que ve por sus propios intereses, no hay desarrollo.

Es una canción que permite a cualquier persona en América Latina identificarse, ¿buscabas eso al escribirla?
Intento que mis letras sean entendidas con facilidad en cualquier país de habla española, por lo que no tienen tantos localismos y cuido mucho que se entienda en la Patagonia, México o España. Espero difundir este mensaje en más países, tenemos videos saludos de amigos músicos como Gepe de Chile, Esteman de Colombia, Ulises Hadjis que es un músico venezolano que vive en México desde hace un tiempo y de Cienfue que es un artista que me gusta mucho de Panamá, e invitan a la comunidad de internet a ver el video y compartirlo, creo que ayudarán a que el mensaje llegue a más países.

Y además de ser músico, ¿A qué te dedicas?
Otra gran actividad que ocupa mis horas es que como te dije, estudié sociología y me volví especialista en Reducción de Riesgos de Desastre, trabajo muchas horas a la semana en temas de este tipo, como sismos, huracanes, sequías, fenómeno del niño, volcanes. Es increíble, pero esa es mi otra vida y le dedico una gran cantidad de horas a la semana.

Salvando al mundo un desastre a la vez…
Más o menos sí, en estos días ando viajando mucho a la selva de Perú porque hubo inundaciones muy terribles a principios de año y estamos terminando de brindar asistencia humanitaria ahí. Así que dentro de un par de semanas me toca viajar de nuevo a monitorear la respuesta por allá.

¿Sigues alguna corriente sociológica?
No es que siga alguna corriente en específico, pero tengo mis favoritos en lectura, Pierre Bourdieu es un sociólogo, filósofo francés que sigo mucho, ya mencionándolo, leo mucho e incluso di clases de Juan Acha que habla sobre cultura estética en América Latina. Tengo autores de preferencia, en cuanto a corrientes creo que me acercaría mucho a la fenomenología, pero no es que esté cerrado solo a una manera de entender el mundo ni a una sola teoría. Me gusta mucho leer a Max Weber, también obviamente a Marx porque tiene algunas unidades de análisis brillantes, pero también puedo abarcar otro tipo de lecturas que nutren mucho la sociología, juego mucho con la psicología, con Freud o con la terapia racional emotiva de Jack Ellis, de hecho trato de nutrirme de muchas corrientes.

¿Estas corrientes se reflejan en tu música?
Por los temas elegidos un poco por Pierre Bordieu, la manera en cómo hablo puede ser que me acerque más a Max Weber porque utilizo mucho los casos y tipos ideales, dos conceptos muy interesantes en su filosofía, recurro mucho al tipo ideal de un corrupto, de una persona que sufre publicidad invasiva. Ahora que me lo preguntas creo que sí hay mucho más de lo que me imaginé.

Finalmente, ¿Qué más viene para Camilo Vega a futuro?
Acabo de terminar de diseñar y ensayar con un nuevo formato de banda, tenemos un DJ y un VJ con videos interactivos, se vienen algunos conciertos en Perú, en octubre debo estar en España y espero muy pronto ir a México también, tengo muchas ganas de estar por allá, trataremos de difundir al máximo esta canción que es el último single de este disco. Y en 2016 se viene el cuarto disco.