Mejores Álbumes de 2012 según WARP #WARP2012

// Por: Paco Sierra

Sab 29 diciembre, 2012

18. “>Album Title Goes Here<”

Deadmau5
Colocando a la música electrónica en la posición que merece y no como un ejercicio soso y sin valía artística, Deadmau5 confirma la importancia del género en la escena actual con su sexto álbum de estudio, producido por el mismo Joel Zimmerman de la mano de Joey Youngman. Este material, más que unirse a la discografía del músico sin relevancia significativa, viene a consolidar el estilo sonoro del afamado productor, uniendo su talento con el de Imogen Heap, Cypress Hill, Gerard Way (My Chemical Romance) y Wolfgang Gartner, quienes colaboran en la placa que, en pocas palabras, muestra lo mejor del electro y progressive house facturado este año.

17. “III”

Crystal Castles
Cada entrega de esta dupla canadiense cuenta con elementos que complacen a algunos, pero no terminan de convencer a otros. En el caso de III no fue diferente, muchos siguen cuestionando la decisión de Ethan Kath de recorrer un camino más minimal, orgánico y menos festivo, aunque lo cierto es que la placa es el mejor trabajo de Crystal Castles a la fecha. Temas tan distintos entre sí, como ‘Plague’ o ‘Child I Will Hurt You’, dejan de manifiesto que la personalidad sonora de este proyecto aún tiene muchos matices que no conocemos, pintando un futuro prometedor para Alice Glass y Kath.

16. “Django Django”

Django Django
Melodías disonantes e influencias que van desde ritmos de medio oriente hasta el Spaghetti Western que se desarrolla en una verde pradera de Edinburgo, conforman la estructura (si es que aplica) del debut homónimo de Django Django, el cual rescata la esencia de bandas como Super Furry Animals, mezclándola con experimentación sonora y la innegable elegancia desfachatada del brit pop de los noventa. Temas como ‘Default’ tienen grandes reminiscencias a ‘Outside’, de la última etapa de The Beta Band, agrupación con la que Django Django comparte un vínculo especial. Así, este debut se encarga de mezclar un sinnúmero de estilos sin perder la línea conceptual.

15. “Il Visore Lunatique”

Descartes a Kant
Il Visore Lunatique logra posicionar un escalón más arriba a Descartes A Kant, con un sonido más definido en comparación a su álbum debut Paper Dolls, sin perder la esencia de su experimentación con punk, samples y riffs duros. Esta segunda entrega fue inspirada en historias y literatura de la autora americana Victoria Dickens, lo que ayudó a conformar un trabajo sólido en cuanto a la lírica, sin ser un disco concepto. ‘Suckerphilia’ y ‘Buy All My Dreams’, los dos sencillos desprendidos del disco, demuestran por qué los tapatíos son una banda a la que hay que seguir muy de cerca.

14. “Blak And Blu”

Gary Clark Jr.
Importante figura en Austin y músico representativo de aquella ciudad desde los primeros años de este nuevo milenio, Gary Clark Jr. marcó 2012 con el lanzamiento de su debut en una disquera grande, “Blak And Blu”, disco que experimenta con sonidos e instrumentos dejando claro el trabajo empeñado para su realización. ‘Ain’t Messin ‘Round’ es la pieza abridora, con una guitarra fuerte y distorsionada que será la guía hasta llegar a ‘Blak and Blu’, pieza 100 por ciento R&B que demuestra la versatilidad del músico. Este disco mantiene el equilibrio durante sus 65 minutos, cada uno original y lleno de talento.

13. “Reign of Terror”

Sleigh Bells
¿Puede haber un álbum más atractivo que aquel que suena unos cuantos riffs y secuencias sucias en los primeros segundos de la escucha? En el segundo de su carrera, Sleigh Bells decidió no guiarse por lo logrado con Treats”. Esta producción no necesita presentación; de entrada la guitarra se pone en su papel y la voz de Alexis Krauss (que bien recuerda a Alice, de Crystal Castles) nos llevan de la mano por un camino en el que beats mal tratados se combinarán con una furia metalera, el sonido es directo y puede gustar hasta al más dulce. Es un álbum que tal vez no esté lleno de contrastes, pero es preciso y está perfectamente definido.

12. “Arunima”

Hello Seahorse!
Después del éxito meteórico de “Bestia” y la fortaleza de Lejos. No tan lejos” estamos, sin lugar a dudas, ante el mejor momento de Hello Seahorse!, banda que nos lleva por nuevos e increíbles caminos sonoros en su disco más reciente: Arunima”. Bajo la producción del argentino Camilo Froideval y desde ‘La Flotadera’, primer sencillo del álbum, la agrupación rompe el pacto sombrío de sus discos pasados para llenar 2012 con un nuevo resplandor de tintes bailables. Temas como ‘Una y Otra Vez’, ‘No Te Vayas Al Bosque’ y ‘Para Mí’ nos muestran que la voz de Lo Blondo luce mejor que nunca, y que la banda se encuentra en su mejor punto creativo e instrumental, dejando claro que están al nivel de cualquier producción de corte internacional.

11. “Love This Giant”

David Byrne / St. Vincent
Dos generaciones de artistas eclécticos se unen en un álbum interesante. Al parecer, “Love This Giant” es un homenaje de St. Vincent a David Byrne, pues está plagado de muchos de los recursos favoritos del ex Talking Head: canciones encaminadas hacia la reflexión filosófica de situaciones, como la crisis de la mediana edad (‘Who’) y la crítica social (‘I Should Watch TV’), todo ello matizado en un tono divertido que le da la base funky de los metales. Sin duda, un disco que vino a demostrar el talento de ambos en lo individual y ahora en conjunto.

10. “Port of Morrow”

The Shins
Después de tres discos de estudio, un álbum cuasi-solista de James Mercer bajo la tutela de Danger Mouse e incluso una aparición en Gilmore Girls”, The Shins regresó este 2012 con “Port Of Morrow”, la primera producción de los de Albuquerque desde la salida de Dave Hernández, Marty Crandall y James Sandoval, miembros fundadores de la agrupación. Sin salirse de la fórmula, James Mercer y su banda ofrecen un gran álbum, que representa la muestra más clara del talento de su líder como compositor y vocalista. Un disco redondo que ofrece temas muy folk, cargados de frescura y finos arreglos.

9. “Solstis”

León Larregui
Desde que León Larregui, líder y vocalista de Zoé, anunció un disco solista, toda la atención se volcó hacia él. Habiendo logrado sus mejores años con la banda, el riesgo de un material en solitario era latente, pero León supo arreglárselas muy bien. Con la ayuda de su amigo Adanowsky en la producción, León buscó y logró hacer un disco relajado, directo y mucho más personal que con Zoé. Las profundas metáforas han quedado de lado y el tema central del disco (el amor) se expande como los rayos del Sol, durante una larga caminata de verano. Solstis” es la mejor carta de presentación como solista que pudo tener León Larregui, y sin duda una grata sorpresa que ha logrado colarse en lo mejor del año.

8. “AREA 52”

Rodrigo y Gabriela
Los exmetaleros e ídolos internacionales de la guitarra acústica Rodrigo y Gabriela buscaron la colaboración del productor Peter Asher y del arreglista Alex Wilson, así como de un batallón conformado por 13 de los mejores músicos que La Habana, Cuba, puede ofrecer: la orquesta llamada C.U.B.A. El resultado fue una placa en donde retoman algunas de las canciones más características de su carrera, creando algo único y novedoso. Una pieza cuyos arreglos merecen permanecer en lo mejor del año por sí mismos.

7. “Battle Born”

The Killers
El cuarto álbum de The Killers tiene la peculiaridad de dejar un espacio a temas que no tienen tanto que ver con sus épicos coros, la explosión de guitarras basadas en la batería y ese poder gringo patriótico que invariablemente buscan transmitir; la banda, se aventuró un poco y decidió agregar dosis electrónicas -moderadas-, un poco de folk/country y el sonido estruendoso del rock de estadio que, de inmediato, nos pone la imagen de Bruce Springsteen en la cabeza. El resultado fue un regreso que dotó de aire fresco a la banda, el pretexto perfecto para salir y tocar por todo el mundo.

6. “The 2nd Law”

Muse
“Este disco tiene que ver, básicamente, con energía. El anterior estaba inclinado a los disturbios y problemáticas de aquel momento. Con éste, las noticias parecían estar obsesionadas con la economía, la crisis bancaria del euro y ese tipo de cosas… Hay un par de temas en los que nos fijamos retos como productores, para lograr algo que nos obligaría a tener un resultado diferente a lo que normalmente hubiéramos hecho… Diría que es experimental, no al grado de habernos vuelto locos, aunque sí hay un par de pistas en las que enloquecimos… Hacer este álbum probablemente ha sido la experiencia más divertida al grabar discos. La banda estaba en perfecta forma.”

5. “Visions”

Grimes
El tercer disco de Grimes logró posicionar a la canadiense como foco de atención del pop alternativo de este año. Y aunque no goce de una voz poderosa como la de Florence Welch o la experiencia de una intérprete como Fiona Apple (ambas referencias ineludibles del sonido de 2012), ella sabe perfectamente cuáles son sus mejores armas: hipnotizar con sus cuerdas vocales mientras navega entre acordes sencillos, que hacen de este disco algo disfrutable de principio a fin. En la placa podemos encontrar temas que pueden ser bombas para la pista de baile y, al mismo tiempo, tracks oscuros e introspectivos, fusionados tan bien que el equilibrio nunca pierde balance.

4. “Lonerism”

Tame Impala
La sicodelia es un género usualmente relacionado con los años 60 y, sobre todo, con la experimentación musical alrededor del consumo de LSD. Sonidos etéreos, ambientes imaginarios y una gama de colores cambiantes son la característica de un género del que habíamos visto muy poco en esta década. Afortunadamente, en 2010 conocimos a Tame Impala, banda australiana que experimentaba con dicho sonido y que este año presentó Lonerism”, un álbum que sin dejar de lado la búsqueda de un sonido único, es bastante amable desde la primera escucha. A reserva de ver cómo envejece este disco, es posible aseverar que tiene el potencial para convertirse en un clásico de esta década.

3. “Channel ORANGE”

Frank Ocean
Frank Ocean es, probablemente, el artista del año, pues no sólo realizó colaboraciones con músicos de la talla de Kanye West y Jay-Z, sino que lanzó uno de los mejores álbumes de los últimos 12 meses, muy cercano a la perfección. Abanderado por una cualidad valiosísima, la honestidad, este disco compila 17 piezas basadas en melodías suaves, con ritmos complejos pero minimalistas que ofrecen un viaje único. Entre las canciones destaca ‘Pyramids’, un sencillo inusual que con 10 minutos de duración te lleva a un laberinto de sonidos y letras inteligentes sobre el desamor y la desilusión, mismo que le ha valido seis nominaciones al Grammy en su edición 2013.

2. “The Idler Wheel Is Wiser…”

Fiona Apple
La cantautora podrá cambiar su cara musical en cada uno de sus álbumes, sin embargo, no puede ser otra cuando se trata de hablar de sus emociones y vivencias. Su cuarta placa de estudio no fue diferente, tras una larga pausa musical Fiona encontró la manera de reinventarse -de nueva cuenta- sin perder su característico toque sentimental y honesto. La producción es otro acierto que hace brillar con mayor intensidad la obra de esta adicta al piano y las tonadas melancólicas; no es de extrañar que se haya colado en diversas listas de lo mejor de 2012.

1. “Blunderbuss”

Jack White
Nadie puede decir lo contrario: Jack White alcanzó el punto más alto en su carrera -hasta el momento- tras el lanzamiento de su excelente debut solista: Blunderbuss”. Tintes blues, country, garaje rock; trece canciones que llevan al escucha en un rollercoaster de potentes riffs, deliciosas armonías de piano y letras que reflejan, quizá, el momento sentimental de White, llenas de emociones contadas inteligentemente. Desde ‘Missing Pieces’ hasta el cover a Little Willie John, con ‘I’m Shakin’’, la curaduría de este disco no tiene desperdicio, hecho que ni siquiera la Academia de la Grabación dejó pasar al nominarlo en tres categorías del Grammy, incluyendo, claro, Mejor Álbum del Año.