Momentos icónicos en donde la protagonista de ‘Girls’ nos recuerda los golpes de la vida

// Por: Jade Arita

Vie 19 mayo, 2017

El alter ego de la protagonista de la serie de HBO Girls, Lena Dunham, ha logrado hacer que los casi treintañeros se sientan identificados con las situaciones que pasa Hannah Hovart; una mezcla de constantes fallas en el amor, desestabilidad económica y muchos baches en el la vida laboral. Para Hovart, el camino hacia la adultez es en subida y con muchos topes que, sin duda, hará a muchas sentirse comprendidos por la serie.

Entre las cómicas pero realistas situaciones que encontramos en la serie, están:

  • Cuando sus padres deciden no mantenerla más.

En el primer capítulo de la serie el corte de dinero por parte de sus padres la obliga a buscar un trabajo con mejor sueldo y a tener una crísis existencial, de esas que experimentamos al menos una vez al mes.

  • Cuando se acuesta con Adam

En la vida real Lena se ha proclamado más de una vez feminista, pero Hannah parece ser todo lo contrario. Su relación con Adam, quién más adelante se convertiría en su novio, empezó como algo enfermizo y totalmente inestable.

  • Cuando su relación con Marnie se convierte en tóxica

Las tres mejores amigas de Hannah son: Shoshanna, Jessa y Marnie. Es con la última con quien los momentos desagradables se vuelven cada vez más recurrentes. Marnie se aleja de la relación pero siempre vuelve, mientras que Hannah no deja atrás envidias y rencores por lo que la relación no puede florecer de manera sana.

¿Te ha pasado?