Sir Paul McCartney y su esposa Nancy Shevell estuvieron expuestos a lo que pudo haber sido un accidente que les cuesta la vida, cuando el piloto de su helicóptero se vio afectado en su trayectoria por el mal tiempo.

El legendario Beatle y su pareja, estuvieron a sólo unos centímetros de distancia de que el helicóptero cayera sobre unos arboles, pero afortunadamente en el último minuto el piloto logró levantar dramáticamente la aeronave, Sikorsky S-76C.

De acuerdo a informes de The Daily Mail, la casi trágica noticia se suscitó cuando el piloto intentó aterrizar en un helipuerto en el estado de East Sussex y finalmente el helicóptero consiguió aterrizar con seguridad después de desviarse al aeropuerto más cercano.

La pareja se dice que esta consciente de las consecuencias que pudo haber tenido  el casi accidente, que está siendo investigado por el Departamento de Transporte Británico.

El informe también puso en manifiesto las condiciones de vuelo las cuales no eran las adecuadas para volar, ya que había muchas nubes bajas, que creaban poca visibilidad y riesgo de lluvia. A pesar de ello, el piloto decidió volar con planes de aterrizaje en el helipuerto de Pauls, que está localizado en un campo rodeado de mucha vegetación.

A lo sucedido Peter Norton, director ejecutivo de la Asociación Británica de Helicopteros, comentó:

“El piloto decidió aterrizar y se percató que no tenía control de la aeronave debido a las condiciones meteorológicas y a la poca visibilidad, por lo que tuvo que hacer uso de su destreza y corregir la trayectoria del vehículo a sólo unos centímetros de lo que hubiera sido una tragedia”.

Por su parte McCartney y Shevell se negaron a comentar algo al respecto antes de los resultados de la investigación.

Seguiremos informando.