Twitter explica por qué no ha eliminado a Donald Trump del sitio

// Por: Ana Vargas

Sab 6 enero, 2018

Twitter ha publicado un blog explicando las razones por las cuales no bloqueará de su sitio al presidente Donald Trump. Desde que ganó la presidencia, Trump ha utilizado su cuenta personal de Twitter para atacar a personas, vilipendiar a los “medios noticiosos falsos” e impulsar su agenda de extrema derecha. Más recientemente, alardeó sobre el tamaño de su “botón nuclear”, en un movimiento que ha sido visto como potencialmente dañino para la seguridad del país.

 

 

Ahora, Twitter ha ofrecido una explicación de por qué Trump no ha sido eliminado del sitio, bajo la apariencia de reglas generales sobre “líderes mundiales electos”, a pesar de que el presidente de los EE. UU. rompió varios de sus términos de uso.

 

 

“Los líderes mundiales elegidos desempeñan un papel fundamental en la conversación debido a su gran impacto en nuestra sociedad”, dice el mensaje. “Bloquear a un líder mundial desde Twitter o eliminar sus controvertidos Tweets ocultaría información importante que la gente debería poder ver y debatir. Tampoco silenciaría a ese líder, pero ciertamente obstaculizaría la discusión necesaria sobre sus palabras y acciones.”

 

Revisamos los Tweets por los líderes dentro del contexto político que los define y hacemos cumplir nuestras reglas en consecuencia. La cuenta de ninguna persona impulsa el crecimiento de Twitter o influye en estas decisiones. Trabajamos duro para mantener la imparcialidad con el interés público en mente “.

 

La cuenta de Twitter de Donald Trump desapareció brevemente el año pasado, luego de que un empleado de Twitter la desactivara temporalmente en su último día de trabajo. El 2 de noviembre, cualquier persona que quisiera acceder a la página de Twitter de Trump era recibida con el mensaje inesperado ‘¡Lo siento, esa página no existe!’

 

 

A pesar de la esperanza generalizada de que la desaparición podría ser un movimiento permanente, los tweets cada vez más extraños del Comandante en Jefe de los Estados Unidos reaparecieron solo 11 minutos después.