Técnicas de protección “El triangulo de vida”

// Por: Ariande Davila

Mie 20 septiembre, 2017

Los terremotos son impredecibles, para los que vivimos en zona sísmica es vital contar con información fundamental para momentos de emergencia: 

El método de supervivencia “El triángulo de la vida” diseñado por Doug Copp, con experiencia dentro de 875 edificios colapsados y su trabajo rescatando víctimas de terremotos por más de 60 países trabajando para grandes asociaciones como ONU, UNICEF y otros.

Doug Copp cuenta que cuando un edificio colapsa, el peso del techo cae sobre los objetos o muebles aplastados, pero queda un espacio vacío justo al lado de ellos. Este triángulo es al que se le llama “El triángulo de la vida”. Cuando más grande el objeto, cuanto más pesado y fuerte sea, menos se va a compactar.

Cuanto menos el objeto se compacte por el peso, mayor es el espacio o agujero al lado del mismo, mayor es la posibilidad de que la persona que esté usando ese espacio vacío no sea lastimado en la absoluto.  

Cada vez que las personas se colocan debajo de objetos como escritorios, autos, son aplastados. No lo haga y siga las siguientes instrucciones:

  1. Ponerse en posición fetal.  Es un instinto natural de supervivencia. Cualquier persona puede sobrevivir en un agujero pequeño, cerca de un sofá cerca de cualquier objeto grande que será aplastado pero siempre quedara un espacio vacío a ambos lados del mismo.
  2. Los edificios de madera son las construcciones más seguras para estar durante un terremoto. Por una simple razón, la madera es flexible y se mueve con la fuerza de un terremoto. Si el edificio colapsa grandes espacios vacíos se crean. Inclusive una construcción de madera tiene menos peso de caída que los ladrillos.
  3. Si usted está en su cama durante un terremoto, simplemente ruede hacia el suelo. Un espacio vacío existe ya alrededor de su cama.
  4. Es peligroso pararse bajo el arco de una puerta, ya que podría caerle el techo o el mismo marco. Esta es información precisa de seguridad.
  5. Trate en lo más posible de no salir por escaleras. Estas tienen diferentes “momentos de frecuencia “ y se mueven de forma diferente al resto del edificio.
  6. Colóquese cerca de las paredes exteriores de los edificios o bien fuera de ellos en lo posible. Es mucho mejor estar fuera de un edificio que dentro de él.
  7. Si está dentro de un automóvil, salga del mismo y siéntese o acuéstese al lado del mismo. Sea lo sea que caiga sobre el auto, siempre dejara un espacio vacío a sus lados.
  8. Siempre debemos estar alertas y cuidarnos los unos a los otros.