Connect with us

Entrevistas

WARPPresenta: Entrevista con Jónsi de Sigur Rós, olores, sonidos y el romance por lo invisible

Publicado

el

La libertad de ser y de sentir. Son como espíritus. Vibraciones. Fantasmas que no se pueden ver, pero que se perciben. Los olores y los sonidos conforman los cimientos de nuestra memoria, la forma en cómo nos enamoramos y ejercen una influencia insondable sobre nuestras emociones. Hay algo profundamente espiritual en las cosas que nos impactan y no podemos describir el por qué. 

“Por eso amo los olores y los sonidos, porque son como invisibles y de alguna manera te mueven de una forma indescriptible”, me dice Jón Þór Birgisson, el célebre cantautor, artista y perfumista islandés mejor conocido como Jónsi, durante una videollamada desde su hogar en Los Ángeles, California. Mientras está sentado junto a su perro Atlas, se dispone a enseñarme su estudio de perfumería en el sótano, mismo desde el cual crea las esencias de su celebrada compañía Fischersund. Envuelto por miles de esencias, toma uno de los frascos y me lo muestra con entusiasmo: es su favorito, el Vetiver, al cual describe “como verde, ahumado, tiene tonos un poco a cuero”.

A lo largo de los años, Jónsi ha descrito que el orígen de su talento artístico se debe a tres elementos específicos: una juventud marcada por el aislamiento, su identidad homosexual y el hecho de ser ciego en un ojo desde su nacimiento. “Trato de crear cosas para mantenerme feliz y cuerdo”, afirma, explayando en sus enfoques en la percepción olfativa y auditiva, sentidos que ha ejercitado de manera excepcional y que le han permitido crear emociones tan viscerales haciendo uso solo de lo invisible. 

Ahora está gestionando exploraciones museográficas a las cuales describe como Esculturas de Sonido, mismas que se conforman de paisajes sonoros compuestos por él que vienen acompañados por algunas de sus fragancias. “Cuando entras, se activan tus sentidos, puedes ver algo, escuchar algo y oler algo. Así que es agradable entrar en una galería y sentir que te están moviendo de alguna manera. Me gusta eso”, afirma.

Jónsi ha dedicado su vida a explorar los estímulos invisibles que nos marcan de las formas más profundas, basándose en sus sentimientos e instintos. La fuente de su éxito radica en que siempre ha estado abierto a expresarse libremente, sin ningún tipo de autosensura, amándose y compartiéndose con los demás como el mayor gesto de amor por todo aquello que percibe en la vida. Su trabajo es una carta de apreciación al mundo y resulta tan indescriptible como los espíritus invisibles con los que trabaja.

“Todo lo que haces tiene que resonar contigo mismo. Siempre he pensado que escribes solo para ti. Nunca escribes para otras personas. Si te conmueves con lo que estás haciendo, entonces estás en el lugar correcto porque quieres conmoverte a ti mismo para sentirte mejor, sanarte y, ya sabes, ser feliz en la vida y con lo que estás haciendo”, describe con pasión cuando habla del proceso creativo detrás de las composiciones que ha creado para Sigur Rós, la legendaría banda de post-rock que lidera y que ha convertido en la mayor exportación musical de Escandinavia desde Björk.

Esta libertad de ser y de sentir es más que notable en la carrera de su agrupación. Lleno de murmuros y de elementos preciosos, cantado islandés o en un idioma inventado llamado Vonlenska, con pasajes instrumentales que pueden expandirse por más de veinte minutos. Sin preocuparse con respecto a la comercialidad o innovación de sus proyectos, Sigur Rós se ha convertido en una de las mayores extravagancias de la música popular moderna. 

Siempre experimental, rompiendo con convenciones y etiquetas en cada uno de sus lanzamientos. Su singularidad radica en que transmiten una sensación de total libertad, misma que es la base de su proceso de composición.

Jónsi describe que nunca piensa en lo que va a hacer, simplemente lo hace, fluyendo por el espacio mientras agrega más notas o recoge más melodías del aire. La mayor riqueza creativa está en el subconsciente, en el impulso. “Simplemente escribes algo y algo sale. Nunca intentas forzar nada. Siempre dejas que las cosas fluyan a través de ti y simplemente tomas melodías de donde sea que vengan y las moldeas en algo que te haga sentir bien, auténtico y correcto. Y a partir de ahí, sigues adelante”.

Portadas en blanco, canciones sin título, descripciones abstractas y sílabas que no tienen significado lingüístico. La libertad que Jónsi experimenta en sus composiciones es la misma que brinda a sus escuchas en su proceso de escucha: Otorga tu propio significado, escribe las emociones que las canciones te generan en este booklet en blanco y rellena el espacio vacío del título que está entre paréntesis.

Es la misma libertad de tocar una guitarra eléctrica repleta de reverberación con un arco de chelo, el rasgo sonoro más notable de Sigur Rós. La extravagante técnica que transformó a Jónsi en un guitarrista de notable expresión, misma a la cual describe como “flotante y un poco ensoñadora, es liberador de alguna manera porque puedes cometer errores y no puedes oírlo a través de toda la reverberación. Así que es agradable”.

Además agrega que “se trata más de sentir y crear una atmósfera, que de ser un buen guitarrista o, ya sabes, técnicamente bueno” y esa esta libertad es la que convierte a Sigur Rós es un proyecto más que notable. 

Así es como Jónsi y Sigur Rós nos recuerdan que el arte es un medio para la liberación y la expresión más allá de las limitaciones tangibles. Al abrazar la libertad creativa y compartir su trabajo sin restricciones, nos inspiran a explorar nuestra propia esencia y encontrar nuestra voz única en un mundo lleno de ruido y convenciones. Nos invitan a vivir.

En ese espacio de libertad, nos movemos, nos conmovemos y nos encontramos con lo indescriptible, la única palabra con la cual podemos describir a ATTÁ (2023), su primer álbum de estudio en poco más de una década. Una exploración orquestal a través de los sentires de ansiedad y depresión que genera el estar tan cerca del Apocalipsis y no poder hacer nada al respecto. Un álbum de protesta desde la fragilidad. Un material para soltar los miedos y tomar acción. El disco repleto de belleza que nos hacía falta para tomar la decisión de seguir viviendo. 

Sanar. Crear.

¡Hola! Es increíble conocerte, Jónsi. He sido tu fan desde que tenía como 13 años, así que esto es muy significativo para mí. 

Woahhh, increíble. Genial. 

Bueno, quiero comenzar esta entrevista diciéndote que me parece asombroso que también te dediques a la perfumería, porque para mí, los sonidos y los olores son como la base de la memoria, ¿sabes? Y creo que son dos cualidades de la vida, de cómo percibimos el mundo, que están más asociadas espiritualmente que las demás.

Sí, lo sé, estoy de acuerdo. Estoy de acuerdo. Por eso amo los olores y los sonidos, porque son como, sí, invisibles y de alguna manera te mueven de una forma indescriptible. 

Creo que son más o menos como espíritus, ¿verdad? Como fantasmas. 

Exactamente. Lo sé. Quiero decir, esa es una muy buena descripción… Son como los espíritus en el aire. Vibraciones. ¿Quieres ver mi perfumería? 

Sí, claro. Me encantaría ver eso. Guau, no sabía que tenías algo así en tu propia casa. Pensé que era como un estudio aparte.

Bueno, hay muchos aromas. 

¿Cuál es tu favorito?

Tengo muchos favoritos. Es difícil decir que tenga favoritos. Todos tienen diferentes notas y tonos y texturas, así que todos son buenos a su manera. 

¿Cómo hueles?

Mi favorito en mí es el olor de Vetiver. La raíz de Vetiver. Ese es mi favorito. Sí, es como verde, ahumado, tiene tonos un poco a cuero. 

Un poco masculino, ¿verdad?

De alguna manera. Sí. Sí, podrías decir masculino. Aunque, también un poco terroso y de raíz. 

Quiero saber cuándo te diste cuenta de que estabas interesado en los olores.

Quiero decir, ha sido un largo tiempo, lo he estado haciendo durante unos 13 años o algo así. Con los olores y eso, comencé con los aceites esenciales y, ya sabes, porque odio los perfumes y todos huelen horrible y son un poco desagradables o extraños y demasiado intensos, no sé, demasiado masculinos o algo así. 

Así que empecé con los aceites esenciales y aprendí a hacer mi propio aceite de corteza de abedul, lo cual es realmente genial. Y tiene un olor muy ahumado. ¿Quieres saber cómo se hace? 

Sí, claro. 

Lo primero es que vas a tener que ir a un bosque y encuentras árboles de abedul y ves troncos que han sido cortados o que han caído recientemente, tomas solo la corteza de abedul y la pelas, luego consigues una lata de aluminio pequeña con agujeros, como una antigua de chocolates o algo así funcionaría muy bien. 

Después de esto,  envuelves la corteza de abedul en pequeños espirales y la colocas en la lata de aluminio. Haces un agujero en el medio de la lata de aluminio y luego colocas una lata grande vacía de frijoles horneados debajo y la entierras en el suelo, pones la lata de aluminio más grande con toda la corteza de abedul encima, con un agujero en la parte inferior que va hacia el frasco. Luego pones la tapa y haces un fuego alrededor. Así la lata de aluminio con la corteza de abedul se calienta mucho y el aceite de la corteza de abedul, que contiene mucho aceite, sale debido al calor y la presión, y gotea hacia la lata de frijoles horneados. 

Así obtienes un aceite de abedul extremadamente concentrado y negro. Es el olor más ahumado que jamás experimentarás en tu vida. Es realmente intenso. Eso es. Sí, es un aceite realmente hermoso. Y ese fue el primer aceite que hice. Pero luego, sí, llegas a un punto en el que descubres todos los aceites esenciales y luego descubres que hay otro mundo llamado moléculas aromáticas. Funciona así: digamos que tienes un aceite esencial de lima o limón que está compuesto por unas 50 a 100 moléculas aromáticas.

Entonces esto es lo que tengo ahora en todas estas botellas, botellitas pequeñas. Ahí tengo como una molécula. Así es como realmente puedes enfocarte en un olor o diseñar exactamente cómo quieres que sea tu aroma. Y esto es realmente emocionante. Pero es extremadamente complicado. Es lo más complicado que he hecho en mi vida. Los olores son tan intensos, es como una escuela interminable. 

Sí, suena como alquimia. Es alquimia. Es casi como… sí, magia de alguna manera, supongo. 

En realidad, sí. 

Leí en tu página web que también creas aromas basados en sonidos. Quiero saber un poco más sobre eso.

Oh, sí, para mi práctica artística. He estado haciendo algunas exhibiciones en galerías y cosas así. Son como esculturas de sonido. Ahora hay una en Toronto, es como un círculo de altavoces, alrededor de 200 altavoces que tiene un componente de aroma. Tienes sonido de 360 grados a tu alrededor, y tienes coros, muchas voces, y ASMR y todo el paisaje sonoro y cosas así. Y también tienes un aspecto de olor. 

Por ejemplo, para esta instalación, usé aceite esencial de ámbar fosilizado, que es el único aceite esencial que se obtiene de ámbar fosilizado, en lugar de plantas y cosas así. Así que sí, me he estado metiendo en eso últimamente, curando un espacio de galería donde puedes crear tu propio entorno. Pero cuando entras, se activan tus sentidos, puedes ver algo como una escultura, escuchar algo y oler algo. Así que es agradable entrar en una galería y sentir que te están moviendo de alguna manera. Me gusta eso. 

Sí, es interesante porque no estás creando espacios a través de lo que ves o de lo que puedes tocar. Estás creando espacios a través de cosas que ni siquiera podemos tocar, ¿verdad? Pero están ahí y tienen un impacto en nosotros de alguna manera. Estás trabajando con los sentidos más espirituales que tenemos, los más misteriosos también.

Sí, eso me gusta. Exactamente. ¿Estás en la Ciudad de México? 

Sí, bueno, estoy en el Estado de México, que está bastante cerca de la Ciudad de México.

Oh, genial. Sí, me encantaría hacer una exhibición en una galería en México. 

Deberías hacerlo. Oh, sería tan divertido y sería un escape que necesitamos de esta ciudad tan ruidosa y con tanto olor. Realmente lo necesitamos.

Lo sé. Exactamente. 

Eso es lo que la gente necesita. Bueno, eso es lo que yo necesito, supongo. Sí, he sentido eso…

Genial.

Ahora quiero hablar un poco sobre tu historia musical, porque quiero conjugar este tema de los olores con la vibración de tu música. Y creo que una de las principales características de lo que has estado componiendo a lo largo de los años es tu enfoque en la guitarra y la forma en que la tocas con un arco. Quiero saber cuándo te diste cuenta de que podías crear sonidos con esa técnica en particular y qué es lo que más te gusta de trabajar de esa manera, con esa técnica.

Creo que empecé probablemente en el 95. Recuerdo que el baterista le regaló al bajista un arco de violín para Navidad o algo así, tratando de replicar a Jimmy Page porque era un gran fan de Led Zeppelin. Y lo intentó, pero no funcionaba tan bien, fue entonces cuando yo lo agarré y empecé a tocarlo en mi guitarra con muchos efectos. Luego algo comenzó a suceder y realmente conecté con eso. 

Cuando empezamos a tocar juntos, yo tocaba el arco de violín y luego cambié a un arco de violonchelo porque es más largo y más grande, y es más fácil tocarlo en una guitarra. 

Algo sucedió cuando empecé a tocar el arco de violín porque tocamos juntos, quizás los tres, durante aproximadamente un año, amando a The Smashing Pumpkins y todas esas cosas, un poco de música independiente. Y estábamos como, no sé, yendo a ningún lugar. Era divertido tocar, pero no teníamos nuestro propio estilo o algo así, ni dirección. 

Cuando agarré el arco de violonchelo, empezamos a tocar con efectos y empecé a cantar en falsete, mi voz, porque tenía que cantar en falsete para superar el ruido en el espacio de ensayo, porque solo cantaba a través de un amplificador de guitarra. No teníamos un sistema de sonido ni nada. Así que cantaba en falsete solo para destacar entre todo el ruido. 

Sí. Entonces, cuando empezamos a hacer todo eso encontramos nuestra dirección y, desde entonces, he estado tocándolo con el arco de violonchelo. Hay algo en ello que es realmente, no sé, como flotante y un poco ensoñador y no sé, es liberador de alguna manera porque puedes cometer errores y no puedes oírlo a través de toda la reverberación. Así que es agradable. 

Se trata más de sentir y crear una atmósfera, que de ser un buen guitarrista o, ya sabes, técnicamente bueno. Pero, después de un tiempo, lleva tiempo aprender cómo controlar el arco. Tienes que aprender a usar la resina y todas esas cosas. Tienes que poner resina en tu arco y en las cuerdas de la guitarra y tocar para que todo se lubrique y se deslice. Así que es un poco frustrante porque luego tienes que aprender a tocar con el arco y todo eso. Pero es divertido.

Bueno, por lo que dices, me parece que es casi como si el enfoque que dio personalidad a Sigur Rós fuera en cierto modo un accidente, ¿verdad?

Sí, creo que se volvió más claro, la dirección. -OK, OK, debemos ir en esa dirección-. Y creo que todos sabíamos, -vale, ahora algo está sucediendo-.

Para mí, es interesante, como el enfoque de Sigur Rós, porque, desde e imaginario repleto de imágenes de inocencia y los experimentos como su balbuceo, el Vonlenska, que es el imitar el cómo empoeza a hablar como un niño. Me parece que lo que estaban tratando de lograr o lo que estás tratando de lograr en tus discos es brindarnos un espacio para volver a ser como niños, de alguna manera. Y bueno, personalmente, siempre me he sentido muy nostálgico por mi infancia cuando escucho o voy a un concierto de Sigur Rós.

Wooah, eso está muy bien. Eso es genial. Piensa en eso.

¿Crees que hay algo… 

Lo entiendo. Creo que tiene sentido de alguna manera. Creo que siempre tratamos de ser auténticos y puros, aunque suene raro, pero quiero decir, honestos en lo que hacemos. 

No estamos tratando de hacer nada específico o de ser geniales o de ser diferentes o raros o algo así. Creo que simplemente hacemos exactamente lo que queremos hacer y lo que nos parece correcto. Creo que el instinto es una palabra muy adecuada para esto. 

Cuando estás en un estudio o en un espacio de ensayo con tus amigos escribiendo música, creo que el instinto es una palabra muy adecuada para Sigur Rós porque no hablamos mucho cuando escribimos música. Se basa principalmente en el instinto y el sentimiento. Y si algo comienza a sonar bien, simplemente vamos allí y moldeamos lentamente las cosas. Ya sabes, empiezas a improvisar con tus amigos y luego lentamente le das forma a una canción de manera que se sienta correcto. 

Todo tiene que resonar contigo. Siempre he pensado que escribes música solo para ti. Nunca escribes para otras personas. Si te conmueves con lo que estás haciendo, entonces estás en el lugar correcto porque quieres conmoverte a ti mismo para sentirte mejor, sanarte y, ya sabes, ser feliz en la vida y con lo que estás haciendo. 

Lo mismo ocurre con tu escritura, simplemente escribes, tal vez te metes en la zona y se siente bien. Se siente como una realización creativa y te sientes feliz y satisfecho al respecto. Creo que es lo mismo con la música.

Cuando estás en un ensayo y escribes una canción, es extremadamente gratificante. Y creo que con eso, simplemente estás tratando de ser lo más honesto contigo mismo posible. No estás tratando de decir “vamos a escribir una canción triste” o “vamos a escribir una canción alegre”. Nunca es así. Simplemente escribes algo y algo sale. 

Nunca intentas forzar nada. Siempre dejas que las cosas fluyan a través de ti y simplemente tomas melodías de donde sea que vengan y las moldeas en algo que te haga sentir bien, auténtico y correcto. Y a partir de ahí sigues adelante.

Yo estoy bastante interesado en el movimiento fluxus y el método de flujo de la conciencia. Así que tiendo a entender que para un artista, lo más importante podría ser también el inconsciente, ¿verdad? Y ser completamente honesto y libre para hacer lo que te llega, ¿verdad? Sin razonar.

Exactamente, exactamente.

¿Sueles analizar tu música después de grabarla y has encontrado alguna vez algo en ella que no sabías que estaba en ti? ¿Nunca escuchas tu propia música después de haber hecho un álbum?

Tal vez, no sé, 10 años después o algo así. Y siempre suena un poco como, como, -oh, esto suena tan raro o el sonido de esto es un poco raro- o algo así. Pero es solo cosas así. Y no trato de analizar demasiado lo que hago. 

Creo que el análisis viene cuando estás en el período de grabación, cuando estás en el estudio grabando la música, ahí es cuando analizas. Y es solo esa parte de tu tiempo en tu vida, en tu período en el que así es como suena la música. 

Tal vez 10 años después, estás en un espacio mental o un estado mental completamente diferente y, como, la música suena diferente y haces las cosas de manera diferente. Entonces, no puedes analizar demasiado, creo.

Lo entiendo. Bueno, quiero hablar un poco sobre ÁTTA, tu próximo álbum que sale la próxima semana, ¿verdad? ¿Estás emocionado por eso?

Sí, estoy emocionado. Creo que va a ser… está bien. Estoy contento con él-

Es un disco interesante porque, bueno, lo primero que me llamó la atención después de escucharlo es darme cuenta de que casi no tiene percusiones, solo en una canción. Eso es bastante…

Sí, lo sé. Y fue una decisión consciente. Ahora somos solo tres. Oh, ahora solo estamos Georg, Kjartan y yo, sin batería. Así que decidimos simplemente no tener percusión. Y fue algo así como empezamos a experimentar como con un interés en desarrollar un minimalismo en la percusión y eso fue genial. 

Además, también influyó un poco por el cómo empezamos a componerlo, porque ahora vivo en Los Ángeles. Y Kjartan, el tecladista, vino a Los Ángeles de visita y no habíamos tocado juntos durante 10 años. Él vino y simplemente empezamos a tocar de nuevo y las cosas empezaron a fluir. Creo que un poco es así. 

Kjartan toca como yo con mi guitarra y mi arco de violonchelo a través de efectos. Muy flotante y ensoñador. Él toca a través de un Yamaha CP 70, que es como un piano digital y tiene cuerdas y arpas y cosas así, con el mismo tipo de reverberación que yo tengo. En realidad, suena un poco como mi guitarra. Entonces, cuando compusimos juntos, terminó creándose algo muy flotante, espacial y ensoñador, ya sabes, todo es lento. 

Así es como empezó el estado de ánimo. Simplemente se convirtió en este álbum lento y ensoñador, lo cual está bien. Estoy contento con eso.

Es realmente un álbum increíble. La música de Sigur Rós siempre ha sido muy espacial y también tu proyecto en solitario siempre ha tenido mucha amplitud y mucha libertad para que el oyente se sumerja en lo que está sucediendo en tu música. Pero este álbum es, creo, el más espacial. Parece como si estuvieras flotando a través de los instrumentales. Creo que el hecho de que no tenga percusión ayuda a conseguir esa sensación.

Sí, cierto. Muy buen punto. Sí, en realidad lo hace.

Bueno, hablé con Georg hace un par de días y me dijo que este es un disco sobre estar un poco frustrado con la forma en cómo nos comportamos como humanidad. Y quiero saber, ¿cómo te sientes? ¿Te sientes optimista acerca de nuestra raza o te sientes negativo acerca de lo que está sucediendo en el mundo y nuestras decisiones?

Quiero decir, creo que todos estamos en el mismo barco. Todos nos sentimos pesimistas. Claro, acerca de todo, supongo. Y estábamos haciendo esto cuando la guerra en Ucrania comenzó y todo se sentía tan pesado y extraño y como si el mundo estuviera mal. 

No solo eso, también estaba este cambio climático y los incendios forestales y las inundaciones y los climas incontrolables, todo se sentía tan extraño. Y recuerdo que cuando pensábamos en la portada, íbamos a tener una portada loca sobre el cambio climático y cosas así antes de esto. Pero sí, es un momento extraño en el mundo, así que supongo que todos nos sentimos así, pero personalmente, soy una persona bastante positiva. Intento serlo.

Sí, por eso te enfocas en los sentidos y los ruidos.

Sí, exactamente. Y trato de crear cosas para mantenerme feliz y cuerdo.

Sí. Y no solo haces eso por ti mismo, también nos haces sentir cuerdos con tu música. Eso es bueno.

Sí, eso es bueno. Sí, eso es bueno. Me alegra escucharlo.

Bueno, la portada es bastante impactante. El arcoíris que está en llamas y también estaba hablando con Georg de que el arcoíris siempre ha sido el símbolo de los sueños. ¿Verdad? Así que ponerlo en llamas es como decir que estamos destruyendo nuestros sueños, de alguna manera.

Sí, eso es bueno. Me gusta eso. Es genial. 

¿Qué piensas de tu portada?

Es intensa. Es extraña e intensa y de alguna manera brutal. Y aterradora, pero también hermosa de una manera extraña. Quiero decir, sí, creo que representa tanto. Puedes darle cualquier interpretación, como tiene que ver con el cambio climático, como dices, estamos quemando nuestros sueños, nos está destruyendo el cambio climático y todo eso. 

Pero también puede tener otra perspectiva, especialmente cuando estás en Estados Unidos, al ver a todos estos políticos locos haciendo cosas locas con los derechos gays, queer y trans. Y es simplemente que el cómo se trata a las personas, aquí en Estados Unidos, se está volviendo un poco repugnante. Eso también es solo un ángulo de la portada. Y, ya sabes, hay tantos significados que se le pueden dar. Creo que es genial.

¿Cuándo empezaste a vivir en Los Ángeles? No sabía que estabas allí.

He estado aquí durante unos siete años, sí. Es genial.

Sí, mucho tiempo. Supongo que por eso comenzaste a hacer música para películas de alguna manera, ¿no?

Sí, supongo que comenzó de esa manera. Venía aquí para hacer música para televisión y películas y cosas así. Y me gustó, pensé: “Oh, esto es agradable, buen clima, buena comida”. Es como lo opuesto a Islandia, ¿sabes? Islandia es oscuro, frío, deprimente y sombrío todo el tiempo. Así que es un cambio agradable, un poco.

Sí, hay gente en las calles que puede usar trajes de baño y cosas así. Cuando en Islandia eso es imposible. No puedes ser así, tan libre con tu cuerpo.

Jajajaja. Sí, nos congelaríamos.

Bueno, se me está acabando el tiempo Jónsi. Pero, bueno, supongo que voy a terminar agradeciéndote porque no soy una persona muy emocional, pero cada vez que veo a Sigur Rós en concierto, termino llorando como loco. 

¡¡¡Síííí!!! Así que amo eso. 

Y es la única banda que tiene ese efecto en mí. Así que significa mucho para mí.

Sí, me encantaría. Nos encantaría. Siempre nos encanta ir a México y tocar. Y ahora estamos haciendo estos shows con orquesta y todo, sería tan divertido ir a México y hacer algo más. Somos grandes fans de México. 

¿Eres un gran fan de México, realmente te gusta aquí?

Sí, tengo un novio mexicano.

¿En serio? Eso es nuevo. Debes estar aquí más a menudo.

Sí, lo sé. Exactamente. Lo sé. Y él vino conmigo cuando fuimos de gira por México. Y fue muy divertido.

Necesitas venir en Día de Muertos. Te encantaría.

Ah, sí. Eso sería muy divertido. ¿Qué es esto? ¿Una calavera?

Sí, una calavera de azúcar.

¿Puedo verla?

Oh, sí. Es MUY bonita. Increíble. Sí, se ve bien. 

Es solo azúcar, al cien por ciento.

Lo sé. Realmente no es muy bueno para ti.

Sí, seguro. Es muy bueno para conectar con la muerte, ¿verdad? Por eso la comemos ese día, en el Día de los Muertos. 

Jajajajajajaja. Fue un placer hablar contigo, Oscar. 

Fue un placer hablar contigo Jónsi. También fue un placer. 

Y bueno, espero verte pronto en México. Muchas gracias. 

Cortes Selectos

WARP Presenta Entrevista con Royal Blood: Una nueva era para la banda

Publicado

el

Royal Blood el dúo formado en Worthing Inglaterra, han sido declarados por diversos medios especializados a nivel mundial como los salvadores del Rock.

Desde sus inicios en 2011 la banda se ha caracterizado por combinar Hard Rock, Blues Rock y Garage Rock en sus diferentes materiales de estudio que van desde su trabajo homónimo Royal Blood (2014) hasta su más reciente material discográfico titulado Back to the Water Below (2023) con el que han decidido experimentar diferentes sonidos y matices musicales.

Con motivo de este lanzamiento y su próxima visita a México platicamos con el dúo inglés, desde su estudio de grabación quienes nos contaron los por menores de este exitoso disco, el como tomaron un sonido diferente respecto a sus trabajos anteriores y los desafíos que han enfrentado desde la formación de la banda en 2011.

(más…)
Continue Reading

Cortes Selectos

WARP Presenta: Entrevista con The Vaccines, entre aprendizajes y procesos de pérdida

Publicado

el

The Vaccines

Pick-Up Full of Pink Carnations es el sexto álbum de estudio de The Vaccines y marca el primer álbum de estudio tras la salida del guitarrista Freddie Cowan. El álbum producido por Andrew Wells (Halsey, Phoebe Bridgers), es una exploración de la nostalgia, el amor perdido y la desilusión con el sueño americano.

La banda integrada por Árni Árnason (bajo, voz), Yoann Intonti (batería), Justin Young (voz principal, guitarras) y Timothy Lanham (guitarras, teclados, voz) se encuentra de estreno con un álbum rebosa diversión y al mismo tiempo explora las formas en que la vida real nos decepciona: el título proviene de una letra mal recordada de “American Pie” de Don McLean, que evoca la muerte de la inocencia y el sueño americano. Aunque, en última instancia, el disco trata sobre la reconciliación con esa pérdida, también está lleno de gratitud por las personas y los lugares que alguna vez amamos.

Este álbum es la suma de lo mejor que saben hace The Vaccines: guitar-pop clásico inspirado de los 60 visto a través de una mirada new wave, con euforia y melancolía en partes iguales. The Vaccines domina el sentimiento universal de examinar nuestras relaciones pasadas y hacernos preguntas al respecto. El álbum contiene diversos puntos claves de historias de romance melancólico como en ‘Lunar Eclipse’, ‘Sunkissed’ y ‘Another Nightmare’ que como era de esperar, hay matices sonoros que nos recuerdan a ‘If You Wanna’, ‘Post Break-Up Sex’, ‘I Always Knew’ o ‘A Lack Of Understanding’.

Por alguna misteriosa razón, The Vaccines sigue siendo una de nuestras bandas favoritas en actos en vivo, en grandes festivales y en estudio, ¿será su honestidad, será su realismo de no intentar ser algo que no son? Aunque cada lanzamiento de la banda británica, desde un punto de vista objetivo sea similar al anterior y al anterior, tienen un ingrediente secreto que nos sigue cautivando, al fin al cabo ellos mismos nos lo dijeron desde un principio, What Did You Expect from the Vaccines?

De antemano me disculpo, porque me admito fanático de The Vaccines y esta entrevista tenía años esperándola, hacerla desde un punto de vista profesional (por supuesto) me provocó diversas reflexiones personales. He visto la vida pasar en cada uno de sus lanzamientos y nunca había tenido esta oportunidad, una charla que me ayuda a rascar heridas y sanarlas, ojalá la puedan disfrutar tanto como nosotros.

¡Hola, Justin!

Justin Young: Hola, ¿qué tal?

¿Cómo estás? Muchísimas gracias por tu tiempo. Estamos muy emocionados de poder platicar contigo sobre algo tan especial como el nuevo álbum de The Vaccines, Pick Up Full of Pink Carnations. Muchas felicidades por su nueva música. ¿Cómo te sientes sobre eso? 

Justin Young: Es muy emocionante todo lo que estamos viviendo. Empezamos a escribirlo hace tres años y a grabarlo hace más o menos un año, así que… Bueno, de hecho, más bien terminamos de grabarlo hace un año. Así que sí, estamos muy emocionados. 

De verdad, muchas felicidades por este nuevo álbum. Las letras son muy poderosas, las baterías suenan muy bien. Tuve la oportunidad de escuchar el álbum completo antes del lanzamiento oficial y pude volver a sentir esa alegría de oír nueva música de una banda que me encanta, como lo son The Vaccines. Hoy, comenzando esta nueva etapa de tu vida artística con este nuevo álbum. ¿Qué significa para ti Pick Up Full of Pink Carnations?

Justin Young: Bueno, la verdad es que significa todo. Es como una foto instantánea de mi vida y de nuestras vidas. Los temas son muy líricos, emotivos, personales y centrados en lo que ha estado pasando en mi vida y en nuestras vidas durante los últimos años. Y claro que en cuanto a lo creativo y cómo suena, es una representación del lugar en el que estamos y de cómo queremos expresarnos. Así que lo es todo, honestamente. Yo pienso que, si quieren leernos la mente, escuchen el álbum.  

Creo Justin que tú dices que hay dos tipos de personas en el mundo: personas que tienen el corazón roto, y personas que aún no tienen el corazón roto, así de simple jaja. Creo que el álbum explora las maneras en que la vida real nos decepciona. Enfrentar nuestros sentimientos nos hace sentir más vivos, ¿no? Dime cómo fue el proceso creativo para construir este increíble álbum. 

Justin Young: Estoy de acuerdo contigo. Sentir algo es mejor que no sentir nada, incluso si es dolor. Creo que sentir te permite entrar de lleno y vivir la vida en technicolor. Al empezar a hacer un álbum, no siempre está muy claro cómo va a sonar o cómo debería sonar. A veces tienes una idea, a veces no. Creo que con este álbum sabíamos sobre qué iba a tratar y teníamos los temas y todo eso, pero… Love to Walk Away fue la primera canción que escribimos. Y, creo que intuitivamente sonó como una canción de indie rock, algo muy humano, menos producida y procesada que nuestra última grabación. No sé, quizá tuvo que ver con que tenemos un nuevo lineup y quisimos que la humanidad y personalidad de cada uno saliera a relucir; no estoy seguro. Pero se sintió muy fácil y disfrutable. Cada paso del camino se sentía como lo correcto. Realmente nunca nos cuestionamos mucho, solo se sentía correcto. Y luego cuando llegó el momento de grabarlo, fuimos a grabar a… De hecho, casi lo grabábamos en México, pero a último minuto cambiamos a Los Angeles. Y cada día levantarse a trabajar y hacer música juntos se sentía como un gran placer; fue muy divertido. 

Creo que la música contiene esperanzas y sueños. Siempre se han escrito historias a través de la música. Es muy impactante. La música es un lenguaje universal. ¿Qué significa la música para ti, y poder compartirla con tantas personas alrededor del mundo?

Justin Young: Para mí la música es ese lenguaje universal. Si me pongo a pensar en mis primeras conexiones con la música, incluso si esas personas se sentían como algo lejano y extraterrestre de tan cool que eran, también tenían esa cualidad humana, y se sentían heridos, vulnerables y honestos, y me hacían sentir menos solo. Y yo pensaba: “Si esta persona que está cantando esto siente eso, entonces no soy el único.” Y al seguir descubriendo música nueva y música vieja, esa sigue siendo una de las cosas que me sigue atrayendo a ella. Al escribir nuestra propia música también busco ser lo más honesto y auténtico posible, con esperanzas de que otras personas se sientan igual y puedan conectar con la música. Supongo que esa es la meta, ¿no?

Sí, totalmente. The Vaccines siempre ha sido una banda con mucha identidad y mucha energía, creando música muy poderosa a través de los años. Desde su primer álbum al día de hoy, ¿Cómo describirías el crecimiento y evolución de la banda, en sus canciones y proceso creativo? Y, personalmente, ¿Cuál dirías tú que es la mejor parte de todo este proceso?

Justin Young: La mejor parte para mí es seguir descubriendo cosas nuevas sobre ti mismo y de los demás. Uno sigue haciendo música porque quiere crecer y descubrir, porque desea mejorarse, y porque uno sigue con esa hambre… Cuando comenzamos esto éramos personas muy diferentes, yo era una persona muy diferente, el mundo era un lugar muy diferente, pero creo que lo que permanece es ese deseo de seguir escribiendo y grabando y presentándose. Supongo que la música le hace algo a tu alma.

Muchas felicidades de nuevo por tu extraordinaria carrera. En retrospectiva, ¿Qué le dirías a Justin de niño, con tantos sueños por cumplir? 

Justin Young: Creo que si me hubieran dicho que iba a poder lograr una carrera en la música hubiera estado bastante feliz. 

Sí jaja. Por cierto estará increíble poder verlos en México. Este nuevo álbum merece alcanzar todo rincón del mundo posible. Vamos a verlos en Monterrey, en Tecate Pal Norte. ¿Qué representa México para The Vaccines?

Justin Young: Creo que hablamos de esto cada que nos entrevistan. Cuando comenzamos con nuestra música, la idea de ir a tocar a México se sentía como algo muy lejano, ni siquiera se me cruzaba por la cabeza. Al pensar en México pienso en la aventura, el amor, la manera en que nos hacen sentir cada que vamos ahí; la pasión, lo divertido que ha sido para nosotros, las personas que hemos conocido, las tocadas que hemos tenido, los bares a los que hemos ido, la comida que hemos comido, las aventuras que hemos tenido… Verdaderamente es un lugar muy especial para nosotros. 

Yo vivo en Guadalajara, así que espero verlos acá también jaja y no es broma. 

Justin Young: Sí jaja, ¡yo también!

Si sucediera el milagro de que tocaran acá, me encantaría verlos aquí en Guadalajara jaja. Sabes que México ama a The Vaccines, siempre los queremos ver, y siempre les damos la bienvenida con los brazos abiertos. 

Justin Young: Wow, te agradezco mucho. 

Muchas gracias a ti Justin. Y felicidades una vez más por su nuevo álbum, hicieron un gran trabajo. 

Justin Young: Muchas gracias a ti, de verdad.

Continue Reading

Cortes Selectos

WARP Presenta Entrevista con Alex Andwandter: la pista de baile como hito político

Publicado

el

Propios y extraños han mencionado que el disco más reciente de Alex Andwandter es uno de los álbumes del 2023 y en esta ocasión nos sentamos con él para explorarlo; y hablar del baile y la vida nocturna como vehículo para la reflexión social.

El 2023 fue un año fabuloso para la música latinoamericana: desde el Río Bravo hasta La Patagonia y a través todas las corrientes sonoras, la música hecha en nuestro idioma se ratificó como una de las más frescas y prolíficas del planeta. En ese ecosistema, sería muy arbitrario destacar un solo nombre por encima del resto, sobre todo si consideramos que la fuerza en el mainstream y la efervescencia en el underground nos traen reinas y reyes Midas que hacen oro con todo en lo que se involucran.

Lo que sí existen son algunos personajes que, al hacer un mapa de los orígenes de ciertas tendencias y maneras de entender la música, nos llevan a ellos. Y en este lado del mundo, todos los caminos nos dirigen tarde o temprano a Alex Andwandter.

Productor, compositor, cantante, showman y hombre de vanguardia. A lo largo de casi 20 años, el chileno ha edificado una carrera regida por la inquietud de mirar al futuro. Siempre con el Pop como punto de partida, Alex Andwandter goza de un repertorio de ”discos de autor” en los que nunca separa la accesibilidad al oído de la propuesta ni del mensaje.

Bajo la entendido de que toda la Música es Sociedad, Política, Arte, Estética e Industria, Andwandter construye relatos que bien pueden tratar sobre la colonización o la persecución de la comunidad LGBTQI+ mientras te pone a cantar y a bailar.

En el 2023 regresó con El Diablo En El Cuerpo: una analogía sobre las pistas de baile como escenarios de libertad y catarsis social que se convirtió en una de las mejores placas del año.

En WARP tuvimos la oportunidad de sentarnos a platicar con él para explorar todas las aristas su obra y obtener su reflexión sobre el renacimiento de la música Dance en el escenario local y global.

Escucha la entrevista completa a contunuación.

También disponible en todas las plataformas de streaming:

Spotify https://bit.ly/48WnCN5

Apple Podcast https://bit.ly/48DW3rv

Amazon Music https://bit.ly/3NLawd2

Google Podcast https://bit.ly/47jVWjR

Continue Reading

Cortes Selectos

Copyright © 2023-2024 WARP Todos los derechos reservados WARP │ México. Para publicidad, acciones editoriales, producción, desarrollo y gestión de contenidos especiales: contacto@warp.com.mx Ir a Aviso de privacidad El uso y / o registro en cualquier parte de este sitio constituye la aceptación de nuestro Acuerdo de usuario y la Política de privacidad y Declaración de cookies. Sus derechos de privacidad basados en Ciudad de México. El material de este sitio no puede ser reproducido, distribuido, transmitido, almacenado en caché o utilizado de otra manera, sin acreditar la fuente.nea. Opciones de anuncios.