#WARPpresenta: Entrevista al elenco de “Guten Tag, Ramón”

// Por: J. Ismael Canales

Mar 17 marzo, 2015

Tras su estreno a finales de 2013 y un 2014 lleno de presentaciones en las salas de cine alrededor del mundo, el día de hoy llega en formato DVD y BlueRay “Guten Tag, Ramón”, una de las películas mexicanas con mejores críticas internacionales de los últimos años.

Con motivo de la llegada de la cinta a formatos digitales, el equipo de WARP platicó con su director, Jorge Ramírez Suárez; Kristyan Ferrer, quien interpreta el papel de Ramón; y Rodrigo Flores López, creador la música de la cinta, sobre el éxito que ha conseguido el largometraje mexicano y la experiencia que les deja el proyecto.

¿De dónde surge la idea de hacer una película que muestre los lazos entre México y Alemania sin caer en estereotipos?

Jorge Ramírez: Bueno, yo vivo en Alemania y desde que me fui a Alemania la primera vez tuve esta experiencia de estar en un país donde no entiendes nada, ahora ya hablo alemán pero cuando llegué la primera vez no hablaba nada, no entendía nada y es una situación muy extraña de aislamiento. A partir de ahí dije ‘Yo creo que esta experiencia hay que contarla’.

Además el tema me pareció muy interesante, nadie ha filmado una película de un migrante mexicano en Alemania… Al final creo que la idea surgió para enseñarle a ambos países, en Alemania que no todos los mexicanos son narcotraficantes, también hay gente de buen corazón como Ramón, y a los mexicanos enseñarles una Alemania moderna como es el día de hoy, no son fríos como el estereotipo que los pintan.

Kristyan, ¿como protagonista conocías o tenías alguna idea de la relación entre México y Alemania antes de comenzar el proyecto?

Kristyan Ferrer: No, para nada, de hecho cuando Jorge me entrega el guión nunca me dijo que era el protagonista de la película, no tenía ni idea de la relación y no tuve idea hasta después de llegar a Alemania. Jorge me prohibió ver cosas de Alemania, me prohibió traducir los textos del guión que venían en aleman.

Fue un proceso muy divertido pero muy peligroso al mismo tiempo, tenias que estar al pendiente del sentimiento real, no tratar de traducir lo que Ingeborg (Schöner) decía, sino a partir de la voz entenderla.

¿Cómo te preparaste para el papel?

KF: Cada vez que Jorge venía discutíamos sobre las ideas que cada uno tenía sobre el personaje, indagué mucho sobre el fenómeno migrante, no pude haber creado este personaje si no entendía que estas personas comen cuanto ganan, cómo ven la vida, quiénes son, de dónde vienen… son cosas muy importantes que tenía que saber para construir este personaje. A partir de eso fui creando la  memoria del personaje, para que cuando fuera al set ya estuviera más suelto y lo que me pusiera a hacer Jorge fuera con esta frescura.

Fui al pueblo donde vivía Ramón para conocer de dónde era, el baile, el dibujo, la comida, son detallitos que a lo mejor se sienten muy poco en la película pero quería tenerlos muy presentes, fue un trabajo extenso, básicamente fue acercarse al papel.

Hablando de llegar al público, una parte importante de la cinta es la música, Rodrigo, tu tienes dos maestrías, estás inmerso en este universo musical. ¿Cómo te nutriste musicalmente para crear la música original de esta película?

Rodrigo Flores López: El hecho de que haya tenido la oportunidad de hacer estas maestrías ha sido muy importante, desde niño era fan de la música en el cine y creo que la música en el cine tiene una función en la película, para mí siempre ha sido muy importante que la música no esté metida nada más por meterse, sino que ayude a contar la historia, que ayude a hacerte sentir lo que están sintiendo los personajes y que haya una estructura, temas, motivos musicales que se repiten y van haciendo que entiendas cómo el personaje se modifica.

Esta película era una oportunidad excelente para tener una montaña rusa de emociones porque Ramón pasa por todo, para mí era muy importante poder contar todo este viaje de emociones que tiene el protagonista.

Jorge ¿el resultado final de la película dista mucho de como la habías imaginado cuando escribiste el guión? ¿Cuál fue la diferencia?

JR: No es algo que haya visto y de pronto lo encontré, desde que la escribí hasta que estaba terminada la película pasaron cuatro años, eso te hace estar viendo al bebé crecer, no me sorprendí para nada.

Me gusta mucho cómo quedó, yo creo que quedó muy bien, siempre hay cosas que puedes hacer mejor, nunca quedas cien por ciento satisfecho. Me gusta mucho cómo quedó y la conexión con el público me gusta más.

Para finalizar esta entrevista ¿A dónde quisieran llegar en la industria mexicana del cine?

KF: Yo nunca me pongo metas o hacia donde voy a llegar, simplemente hago lo que me gusta. Soy un apasionado por el cine, más que decir ‘soy actor’, amo al cine. Lo que me gustaría para una industria sería tener más producción porque si hay más producción hay más actores con mejores carreras. Quisiera ver una industria más grande en diez años, vamos por buen camino, más producción es lo que me gustaría ver.

JR: Creo que un éxito como “Guten Tag, Ramón” a cualquier director e augura un buen futuro, con muchos proyectos en puerta. Yo creo que el haber participado en “Guten Tag, Ramón” es una carta de presentación para todos.

RFL: Yo creo que es muy importante educar a los directores para destinar un presupuesto para cada parte de la película y que la música en el cine mexicano tenga su lugar, no se vale eso de ‘ya me gasté todo el presupuesto, me quedan dos pesos para la música’.

Los directores tienen que aprender a ver todo lo que cada elemento hace y destinar lo que se tiene que destinar a todos los elementos, a pesar de que los presupuestos no sean todavía lo ideal, para que podamos hacer que cada parte del cine mexicano crezca. No hay industria de la música en el cine en México y yo quisiera ayudar a crearla porque hay mucho que podría aportar.